Ranking de aportes de empresarios a campañas políticas: quién aportó más y a quiénes beneficiaron

Juan Manuel Casanueva, fundador del grupo GTD y presidente del directorio de la compañía; Wolf Von Appen, miembro de la familia controladora de la naviera Ultramar; Andrés Navarro, presidente de Sonda; Carlo Solari, presidente de Falabella; Bernardo Larraín Matte, director de la eléctrica Colbún y Empresas CMPC y Maximiliano Ibáñez, fundador de tiendas Fork.

Las familias Solari y Del Río, controladoras de Falabella, tuvieron un activo rol como financistas de campañas políticas durante el último proceso eleccionario. Apoyaron a candidatos de la UDI, RN y, principalmente, a Evópoli. Al igual que ellos, otros grupos llevaron adelante donaciones en el marco de la ley. En algunos casos la apuesta resultó un éxito, en otros, simplemente un fracaso. En total: $ 658.133.050 suman los aportes de los 20 empresarios que más fondos entregaron.




Un activo rol tuvo el empresariado en las últimas elecciones presidenciales, parlamentarias y de consejeros regionales. Entregaron cuantiosas sumas de dinero, amparados en la normativa legal de aportes de campaña y prácticamente todos sin excepción beneficiaron a los partidos del conglomerado que reúne a Chile Podemos Más (UDI, RN, Evópoli y PRI). Además de apoyar al Partido Republicano.

La Tercera PM realizó una revisión de los montos entregados y a quiénes beneficiaron. En algunos casos las apuestas resultaron un éxito y, en otras, simplemente, un fracaso. En total: $ 658.133.050 suman los aportes de los 20 empresarios que más fondos entregaron.

El empresario que más dinero aportó a campañas políticas fue Juan Manuel Casanueva, fundador del grupo GTD y presidente del directorio de la compañía, quien donó $ 100.000.000 a la UDI y $ 500.000 a la campaña e Diego Schalper (RN), quien resultó electo en el 15° Distrito, Región del Libertador Bernardo O’Higgins.

Le sigue Wolf von Appen, miembro de la familia controladora de la naviera Ultramar, quien efectuó aportes por $ 58.000.000. A diferencia del caso anterior, él optó por distribuir los fondos casi de manera equitativa a una serie de candidatos del conglomerado oficialista. Su apuesta por la reelección de Jorge Alessandri (UDI) y Guillermo Ramírez (UDI) resultó un éxito, pero tuvo un revés con Jorge Acosta (UDI) y Diego Bulnes (Evópoli), quienes no fueron electos.

A 15 postulantes a la Cámara de Diputados de Chile Podemos Más entregó $ 1.000.000. Mientras que al Partido Republicano, Von Appen donó $ 15.000.000 y la UDI y RN recibieron $ 10.000.000.

En tercera posición se ubica el presidente de Sonda, Andrés Navarro. El pasado 4 de octubre, el empresario y otrora controlador de Clínica Las Condes (CLC), efectuó un único aporte por $ 58.000.000 a Evópoli.

En una cuarta ubicación quedó el presidente de Falabella, Carlo Solari Donaggio, quien entregó aportes por un total de $ 50.000.000. En cuatro ocasiones donó dinero a la UDI ($ 20.000.000) y RN ($ 15.000.000). También entregó $ 15.000.000 a la candidatura presidencial de Sebastián Sichel.

En una quinta posición -con un monto total de $ 50.000.000- se ubicó el ingeniero comercial Bernardo Larraín Matte, director de la eléctrica Colbún y Empresas CMPC, que en conversación con La Tercera Domingo declinó contar por quién votó en la última elección presidencial. Sus aportes a campañas políticas develan que fue un activo promotor de las candidaturas de Evópoli, partido al cual le transfirió $ 16.000.000 mediante dos aportes.

En paralelo, también entregó fondos a candidatos del partido que optaron por la reelección, como el diputado Francisco Undurraga y el candidato a senador Luciano Cruz-Coke con $ 2.000.000 y $ 5.000.000, respectivamente. También entregó $ 2.000.000 a Guillermo Ramírez (UDI) y Jorge Alessandri (UDI).

Al igual que Wolf von Appen, Larraín Matte también apoyó candidaturas que terminaron siendo derrotadas. Ejemplo de ello es el caso de la animadora Savka Pollak, que postuló fallidamente por el distrito 10 al igual que el exministro de Salud, Jaime Mañalich, que buscó ser senador por la Región Metropolitana como independiente por cupo de Evópoli.

También, por el mismo partido, el empresario efectuó aportes a las candidaturas Evópoli de Tarek Giacamán y Hotuiti Teao a la Cámara de Diputados.

En sexta posición, entre los empresarios que más dinero donaron a campañas políticas, figura Maximiliano Ibáñez Bulnes, abogado UC y creador de las tiendas Fork. El hijo de Pedro Ibáñez Santa María, uno de los fundadores de Tres Montes Lucchetti -hoy propiedad del Grupo Nutresa- realizó tres aportes electorales a Evópoli por $ 40.920.845.

Los aportes de los Solari

No sólo Carlo Solari efectuó aportes a campañas políticas. Otros miembros de su familia también realizaron aportes por cuantiosos montos. Teresa Solari Falabella, socia y prima del presidente del holding, el 28 de octubre realizó dos donaciones a la UDI por un total de $ 9.000.000. Su hijo Juan Carlos Cortés Solari también realizó aportes que sumaron $ 12.000.000 y que fueron a beneficiar a la UDI y Evópoli.

Los primos de Teresa Solari, Piero, Carlo y Sandro, efectuaron 24 aportes por un total de $ 128.050.000. Diez de ellos beneficiaron a la UDI, con $ 51.900.000. Otros $ 16.500.000 terminaron apoyando la candidatura de Sebastián Sichel y $ 40.000.000 fueron entregados a Renovación Nacional.

En séptima ubicación del ranking está Piero Solari, quien entregó $ 10.000.000 a la postulación del abanderado de Chile Podemos Más y $ 15.400.000 a la UDI. Además de $ 10.000.000 a RN y $ 5.000.000 a Evópoli. En total: $ 40.400.000.

Su hermano Sandro, que está en el noveno puesto, realizó aportes por $ 37.650.000, de los cuales $ 16.500.000 fueron para la UDI, $ 11.000.000 para RN y $ 9.000.000 para Evópoli. La candidatura de Sichel, en su caso, sólo recibió un aporte de $ 1.150.000.

Los hermanos Sergio y Rafael Cardone Solari realizaron ocho aportes por un total de $ 6.000.000, beneficiando directamente a candidatos y no partidos políticos. Entre los candidatos que recibieron parte de los fondos están Juan Antonio Coloma Álamos (UDI) y Daniela Cabezas (UDI).

Ignacio y Carolina Del Río Goudie, miembros de la familia Del Río, también controladora del holding Falabella, tuvieron donaciones que beneficiaron principalmente a candidatos de Evópoli y sumaron en total $ 58.100.000.

Por su parte, Horacio Pavez, director de Grupo Security, y Tomás Müller Sproat, fundador de Altis –una de las administradoras que llevó el fideicomiso ciego del Presidente Piñera el 2010– se ubican en la octava y décima posición entre los empresarios que más dinero aportaron a campañas políticas. El primero sumó donaciones por $ 39.058.215, y el segundo, por $ 32.904.000.

Diferencias y similitudes con 2017

Una de las similitudes con la campaña presidencial de 2017 en las que se enfrentó en segunda vuelta Sebastián Piñera con Alejandro Guillier con los recientes comicios es que en ambas hubo un representante de la familia Luksic que hizo aportes.

En 18 de diciembre de 2017, Jean Paul Luksic efectuó un aporte de $ 4.605.984 a la campaña presidencial del actual Jefe de Estado. Mientras, que en la última elección, el 6 de octubre de 2021, su hermana Paola realizó un aporte de $7.000.000 a Evópoli.

Mientras que una de las diferencias que marcó el último proceso eleccionario es la ausencia de fondos entregados por la familia Ibáñez Atkinson a candidatos y partidos políticos.

Para la segunda vuelta de 2017, los hermanos Ibáñez Atkinson -Sebastián, Roberto, Tomás y Antonia- efectuaron cinco aportes por un total de $ 22.850.984 a la candidatura de Sebastián Piñera.

El patriarca de la familia es Felipe Ibáñez Scott, quien junto a su hermano Nicolás fundaron D&S y la cadena de supermercados Lider, que posteriormente fue vendida a Walmart.

En la elección de convencionales constituyentes, entre febrero y abril la familia Ibáñez Atkinson realizó 101 transferencias que suman $ 864.000.000.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.