Segundo tiempo de campaña: Sichel vuelve a apostar por su figura y busca ampliar vocerías

El abanderado presidencial de Chile Vamos se encuentra afinando, junto a su equipo, la estrategia para enfrentar las elecciones de noviembre próximo. Pese a que algunos en su entorno le han recomendado no tener una campaña tan centrada en él e incluir más voces, Sichel continuará destacando sus atributos personales y buscando tener un discurso más "de país", que convoque a una mayoría. En paralelo, el exministro de Desarrollo Social potenciará su despliegue y para el próximo lunes tiene previsto un viaje a La Araucanía.




“Yo no tengo voceros”. Fue una de las frases que lanzó el candidato presidencial de Chile Vamos, Sebastián Sichel, durante uno de los debates televisivos -previo a las primarias del 18 de julio- al ser consultado por declaraciones del diputado RN Tomás Fuentes.

Las declaraciones del exministro de Desarrollo Social no fueron al azar, según comentan en su entorno. Esto, porque Sichel ha concentrado gran parte de su estrategia en tener una campaña personalista, relevando sus atributos e historia personal de origen “esforzado”.

De cara a la primera vuelta presidencial del próximo 21 de noviembre, Sichel y su equipo aún están afinando la estrategia para lo que varios denominan como “un segundo tiempo”. En ese contexto, el abanderado presidencial ha conversado con su entorno cómo proyectar su candidatura y bajo qué discurso.

En este escenario es que algunos en su círculo y en Chile Vamos creen que Sichel debería tener una candidatura con “más voces” y menos personalismo. “No salir tan solo y verse más horizontal”, comentan algunos en el sector. Sin embargo, pese a que se ha dado esa conversación interna, el expresidente de BancoEstado, según las mismas fuentes, está convencido de que la gente vota “por el candidato” y que son ellos los que ganan elecciones.

Por lo mismo, la idea es continuar relevando sus atributos, su historia personal y que él mismo se haga cargo de los grandes temas. Esta materia, en todo caso, no se ha abordado como un tema a discutir en las reuniones de los lunes con los representantes de Chile Vamos en el comando (María José Hoffmann, Diego Berríos, Víctor Araya, Diego Schalper, Luz Poblete, Carol Bown, Luciano Cruz-Coke y Sofía Cid). Pese a eso, quienes lo integran coinciden en que Sichel debe continuar teniendo un rol en la primera línea.

“El foco debe estar en hacer brillar los atributos del candidato. De su historia personal, de su independencia y de su carisma. Todo aquello que permitió que obtuviera el espléndido resultado que tuvo en primarias. Los partidos cometen un error si es que quieren tener un rol más protagónico”, dice el jefe de bancada de Evópoli, Luciano Cruz-Coke.

Por su parte, Bown agrega que “uno de los atributos más relevantes de Sebastián Sichel es su cercanía con las personas, la conexión que genera con las múltiples realidades a lo largo del país. Eso es algo que se va a mantener e incrementar en esta etapa. Sichel es una persona de terreno, de bototos, que escucha a la gente, que no se las sabe todas, sino que está siempre abierto a escuchar propuestas, anhelos y dolores de las personas, para incluirlos en su programa y en su gestión”.

Más voces

Pese que Sichel seguirá relevando sus atributos, de todas formas, también se está pensando en potenciar un diseño de vocerías más independientes. Por lo mismo, se ha reforzado el rol de la jefa programática, Victoria Paz, quien ha ido teniendo más protagonismo en la campaña.

Asimismo, se privilegiarán voces menos ligadas a los partidos políticos y más ciudadanas. Por esta misma razón, se ha optado porque los exabanderados presidenciales del bloque no tomen un rol en la primera línea y se escogió como vocero de los alcaldes a uno poco conocido, como el de Limache, Daniel Morales. De igual manera, la idea es que Sichel aparezca acompañado en sus actividades de personas con perfiles más ciudadanos.

Como sea, en el equipo de Sichel reconocen que aún están en proceso de ajuste y si bien en un inicio se decía que habría un lanzamiento oficial del comando, se ha ido optando por presentar por partes a los equipos programáticos.

En esa área ha habido varios cambios, por ejemplo Patricio Rojas pasó a liderar el equipo económico, antes comandado por Esteban Jadresic. Según explicaron, esto se debió a asuntos personales de Jadresic y porque es otra “etapa de campaña”. En este contexto, además, Victoria Paz se consolidó como la jefa programática, asunto que antes coordinaba Macarena de la Calle.

Asimismo, se crearon más comisiones, como la económica, que se amplió, y que se dividieron otras como la de Medioambiente y Energía, que ahora se separaron en dos. Además, hubo cambios de una comisión a otra, como la investigadora del CEP Sylvia Eyzaguirre, que pasó de Educación a Medioambiente.

Respecto del equipo más político, sigue integrado por Juan José Santa Cruz y el exdiputado independiente Pedro Browne, quienes son los nexos con los partidos de Chile Vamos. El abanderado ha dicho que no tiene planes de mover ese esquema. Pese a ello, en el entorno de la campaña consideran que Browne apuesta por ceder la primera línea de las vocerías y privilegiar nuevas voces menos asociadas a los partidos (formó parte de RN, Amplitud y Evópoli).

De igual manera, en el entorno de Sichel también transmiten que el candidato aún está ajustando “su tono” de campaña, que ahora tiene que apuntar a tener un discurso más de “país” y enfocado en construir un relato que convoque a una mayoría de chilenos y no se dedique solo a temas puntuales.

Gira a La Araucanía

El despliegue territorial también será un eje clave para Sichel y está preparando sus salidas a regiones. Luego de regresar de sus vacaciones, de hecho, fue la semana pasada por el día a Rancagua, el lugar donde obtuvo su mayor votación en las primarias.

Las salidas continuarán y, de hecho, está alistando su primer viaje a la Región de La Araucanía como el candidato oficial del bloque oficialista. Este hito, para varios en el sector, es relevante y existen expectativas, debido a que varios consideran que tuvo una gestión deficiente en la zona cuando fue ministro de Desarrollo Social, y varios, en privado, siguen enrostrándole que canceló, en 2019, la consulta indígena y dejó de enfocarse en el conflicto en la zona.

El viaje al lugar está contemplado para el lunes y, de hecho, ya se les pidió a los parlamentarios que representan a la región que estén presentes. Esto, en un contexto en que, además, los episodios de violencia continúan en la zona.

“Si va, yo le pediría que fuera a reunirse con las víctimas de la violencia de La Araucanía y con organizaciones mapuches, no solo a hacer un punto de prensa”, asegura el diputado RN Miguel Mellado, quien es representante de la zona. Y agrega: “Yo espero que con su programa de gobierno pueda dejar atrás la poca gestión que hizo en La Araucanía cuando fue ministro”.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.

Bautizado como CyberOne, el robot puede detectar emociones y caminar a 3,6 kilómetros por hora, y está dispuesto a competir con el Optimus de Tesla.