El momento en que Melania rechaza otra vez la mano de Donald Trump