Nuevo Focus ST: 276 caballos y tecnología derivada del Ford GT

Por primera vez la cuarta generación del compacto deportivo incorpora un diferencial electrónico de deslizamiento limitado.


Con la llegada de la nueva generación del compacto de Ford el año pasado, los fanáticos estaban expectantes ante la llegada de la versión deportiva Focus ST. Hoy acabó la espera con la revelación del ST más potente a la fecha, con tecnología heredada de los modelos de alto rendimiento de la marca, para hacer frente a sus rivales. Estará disponible en versiones hatchback y sation wagon.

Ford Focus ST

Esta nueva generación, desarrollada por Ford Performance, equipa una versión actualizada del motor 2.3 litros EcoBoost, que desarrolla 276 Hp y 420 Nm de par máximo. Esto significa un aumento de un 12% de mayor potencia y un 17% de mayor torque. Promete un o a 100 km/h en menos de seis segundos.

Para mejorar la respuesta del acelerador, este motor usa tecnología anti-lag -para evitar el retraso del turbo- derivada de los modelos de alto rendimiento de la marca, el Ford GT y la Ford F-150 Raptor.

Ford Focus ST

Otra novedad en este modelo es la incorporación de un diferencial electrónico de deslizamiento limitado, la primera vez que Ford lo incluye en un auto de tracción delantera. Con esto la marca busca un más agarre y estabilidad en curva.

A cargo de transmitir la potencia a las ruedas, la transmisión manual de seis velocidades es estándar y como opcional, equipa la tecnología Rev Match que apareció por primera vez en el Mustang y que busca ayudar al conductor en una conducción más agresiva. También hay disponible una nueva transmisión automática de siete velocidades con paddle shift.

Ford Focus ST

Pero Ford no solo se preocupó de la potencia, teniendo en mente una combinación de uso diario y en pista, la marca incluyó el sistema de suspensión Continuously Controlled Damping (CCD). Esta tecnología monitorea cada 2 milisegundos la suspensión, carrocería, dirección y frenos, para mejorar la respuesta del auto en todo momento.

Por fuera, los cambios son notorios pero sin ser drásticos como en Focus RS. Incorpora nuevas llantas exclusivas al ST, un rediseño de la parrilla delantera y un difusor trasero que incorpora dos salidas de escape, ahora una a cada lado, a diferencia del anterior modelo que se encontraban al centro.

Ford Focus ST

En el interior Ford también quiso darle un toque deportivo, con asientos Recaro, palanca de cambios y pedales en aluminio. Además, incorpora un panel de instrumentos inspirado en el Ford GT, con una pantalla TFT de 4.2 pulgadas.

Focus ST: Economía y deportividad

Al igual que en la generación anterior, Ford también lanzará una versión petrolera del Focus ST, con un motor 2.0 litros turbo de 187 Hp y 360 Nm de torque.

Las versiones diésel incorporan el sistema Torque Vectoring Control, que aumenta el control sobre el auto disminuyendo el subviraje, mediante la aplicación de los frenos a la rueda delantera interna al pasar por una curva.

La próxima generación del Ford Focus ST estará disponible a la venta en Europa en invierno de este año.

Seguir leyendo