Erdogan insiste en que Turquía no avalará el ingreso en la OTAN de “países que apoyan el terrorismo”

Foto: AP.

El presidente de Turquía se ha mostrado de nuevo reacio a permitir de forma automática la entrada de Suecia y de Finlandia en el organismo.




El presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, ha reiterado su posición de no permitir de forma automática la entrada de Suecia y de Finlandia en la OTAN, advirtiendo de que no dará el visto bueno a “países que apoyan el terrorismo”.

“La OTAN es una alianza de seguridad y Turquía no puede aceptar que esta seguridad esté en peligro”, ha dicho Erdogan este miércoles, horas después de que Suecia y Finlandia formalizasen sus solicitudes de ingreso en la sede de la Alianza Atlántica en Bruselas.

El mandatario, que ha hablado durante una reunión de su partido, ha sugerido a suecos y finlandeses que ni “se molesten” en ir a Turquía y ha pedido al resto de socios de la OTAN que “entiendan” la “sensibilidad” turca, según medios locales.

Erdogan recrimina a Suecia que se niegue a extraditar a “terroristas”, en alusión a personas vinculadas a la guerrilla del Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK). “No nos dan a los terroristas pero piden que les aceptemos en la OTAN”, ha esgrimido en su discurso.

Además de las negativas de extradición, que también se extienden a supuestos aliados del clérigo Fetulá Gulen --acusado del fallido golpe de 2016--, Ankara afea a los dos países nórdicos los embargos armamentísticos impuestos tras la ofensiva militar turca en el norte de Siria.

La adhesión de un país a la OTAN depende de que todos los Estados miembro, 30 en la actualidad, den su visto bueno, por lo que la aprobación de Turquía es imprescindible para que Suecia y Finlandia completen un proceso que se ha acelerado por la ofensiva militar rusa sobre Ucrania.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.