Kavanaugh consolida histórico giro conservador en la Suprema de EE.UU.

Manifestantes se abrazan en una protesta contra Kavanaugh en la Corte Suprema, el martes, en Washington. Foto: Reuters

La llegada del nuevo magistrado podría poner en jaque políticas que van desde la protección ambiental, inmigración y el aborto, entre otras.


Con la polémica llegada del juez Brett Kavanaugh (53) a la Corte Suprema, el gobierno de Donald Trump no solo selló una importante victoria política de cara a las elecciones legislativas del 6 de noviembre en Estados Unidos, sino que también la administración republicana garantizó una inclinación hacia la derecha de la más alta institución judicial de ese país durante las próximas décadas.

Según un análisis realizado por el diario The New York Times a raíz del juramento del nuevo magistrado, el Tribunal Supremo será más conservador que en cualquier otro momento de la historia moderna del país. Tanto así que la profesora de Derecho y cientista político de la Universidad de Washington en St. Louis, Lee Epstein, dijo a ese medio que por algunas de las medidas de la Corte Suprema se podría estar frente a “la era más conservadora desde al menos 1937”.

Son muchos los que apuestan a que Kavanaugh plasmará rápidamente su postura conservadora impactando en políticas que van desde la protección ambiental, inmigración, aborto, derechos de armas, entre otros. Así, se espera que el efecto se refleje rápidamente en las disputas judiciales, teniendo en cuenta que la nueva configuración del máximo tribunal con una mayoría a favor de cinco contra cuatro magistrados.

Es más, el miércoles, justo un día después de que el nuevo juez de la Suprema comenzara a escuchar casos en medio de protestas en su contra, la organización Planned Parenthood anunció una iniciativa para proteger y ampliar el acceso al aborto en EE.UU. Sin embargo, la confirmación de Kavanaugh podría ser incluso una amenaza para Roe vs. Wade, el caso de 1973 que reconoce el derecho de una mujer a interrumpir un embarazo.

Y es que con el reemplazo del moderado Anthony Kennedy, el nuevo tribunal protagonizó un giro histórico, considerando que durante las últimas décadas la Corte Suprema ha sido definida por opiniones de dos republicanos conservadores: Sandra Day O’Connor y el mismo Kennedy. Muchas veces éstos se inclinaron hacia la derecha, pero otras tantas se unieron a los liberales.

“La Corte se moverá en una dirección conservadora. En sus escritos, Kavanaugh muestra ser un fuerte partidario del poder presidencial, lo que podría ser crucial si los casos que involucran la mala conducta de Trump llegan a la Corte Suprema”, dijo a La Tercera John Pitney, profesor de política estadounidense del Claremont McKenna College. Además, el experto advierte que si los dos jueces más antiguos: Stephen Breyer (80) y Ruth Bader Ginsburg (85), ambos liberales, se retiran en los próximos dos años, “Trump podrá mover la cancha aún más a la derecha”.

A pesar de todo, la naturaleza de la institución insiste en la aplicación principios neutrales, basados en la confianza pública. Lo anterior ha permitido el avance en materia de matrimonio entre personas del mismo sexo y protección medioambiental, por nombrar algunos.

Aún así, ha quedado claro que es por la actual configuración de la Corte que los conservadores han venido trabajando durante décadas. Sin bien se trata de un poder independiente, los expertos creen que con este nuevo tribunal Trump ahora tendrá más oportunidades para imponer su agenda.

#Tags


Seguir leyendo