ONU pide mayor implicancia de la Corte Penal Internacional ante “graves violaciones de los derechos humanos” en Venezuela

Un nuevo informe de la ONU revela que la muerte de 505 personas a manos de fuerzas de seguridad desde julio de 2015 a marzo de 2017 durante las operaciones "de Liberación del Pueblo (OLP)”.


En un nuevo informe de la Organización de Naciones Unidas (ONU) pidió “una mayor implicancia de la Corte Penal Internacional” ante “las graves violaciones de los derechos humanos” que se ha registrado en Venezuela.

En el informe entregado este viernes por la ONU denuncia que “no se han responsabilizado a los autores de graves violaciones de los derechos humanos” en la que incluye entre ellos el uso excesivo de la fuerza en contra de manifestantes, detenciones arbitrarias, malos tratos y tortura.

La Fiscalía General contabilizó la muerte de 505 personas a manos de fuerzas de seguridad desde julio de 2015 a marzo de 2017, la cual responde a un mismo patrón, indica el informe: “La realización de incursiones en los barrios pobres con el fin de detener a ‘criminales’, sin orden judicial”.

Según el informe estas ejecuciones extrajudiciales se habrían producido en el curso de presuntas operaciones de lucha contra el crimen que se llevaron a cabo de 2015 bajo la denominación de “Operación de Liberación del Pueblo (OLP)”.

Por ello se inició la investigación contra 357 agentes de las fuerzas de seguridad por los homicidios durante dicha operación, sin embargo “desde esa fecha no se ha comunicado ninguna información pública sobre el avance de las investigaciones”.

“Las autoridades estatales no han investigado de manera oportuna y eficaz los casos de uso excesivo de la fuerza y de muertes de manifestantes tras la acción de las fuerzas de seguridad”, sostiene el informe.

“El hecho de no haber responsabilizado a las fuerzas de seguridad por las violaciones tan graves de derechos humanos que se han perpetrado sugiere que el Estado de Derecho está prácticamente ausente en Venezuela”, dijo Zeid Ra’ad Al Hussein, Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos. “Desde hace años se vienen menoscabando las salvaguardias y los equilibrios institucionales, así como el espacio democrático en Venezuela, lo que deja un escaso margen para hacer rendir cuentas al Estado.  La impunidad debe terminar”.

“Dado que el Estado parece no tener la capacidad ni la voluntad de enjuiciar a los responsables de las graves violaciones de los derechos humanos, existen sólidas razones para considerar una mayor implicación de la Corte Penal Internacional en esta materia,” añadió Zeid.

Salud y alimentos

Junto a las denuncias de que no se han responsabilizado a quienes han practicado el uso excesivo de la fuerza en contra de manifestantes, el informe incluye que el Gobierno venezolano “se ha negado a reconocer la magnitud de la crisis alimentaria del país”.

El informe detalla que el 87% de la población de Venezuela está afectada por la pobreza, y el 61,2% se encuentra en situación de pobreza extrema.

“La situación de derechos humanos de la población de Venezuela es sombría. Cuando una caja de pastillas para la hipertensión cuesta más que el salario mínimo mensual, y la fórmula de leche para bebés, más de dos meses de salario, pero protestar contra una situación tan desesperante puede llevar a la cárcel a quien protesta, la extrema injusticia de tales circunstancias se manifiesta con toda su violencia. Insto al Gobierno de Venezuela y a la comunidad internacional a tomar medidas inmediatas para evitar un mayor deterioro”, añadió.

A ello se suma también “el grave deterioro de los centros de salud”, señalan varios profesionales de la salud que detallaron a la Oficina de Derechos Humanos de la ONU la escasez sistemática de equipo y medicinas esenciales, la salida de médicos del país debido a los salarios bajos y la hiperinflación.

“La falta de transparencia del Gobierno que en ciertas ocasiones ha respondido a las críticas amenazando o incluso deteniendo a los profesionales de la salud y los periodistas que han denunciado la crítica situación sanitaria, son factores que han contribuido a la dramática crisis de salud en el país”, detalla el informe.

Seguir leyendo