Acuarteladas a los 18 años: las definiciones de las jóvenes que se integran al Ejército por el verano

Noventa jóvenes, 60 de ellas en Santiago, se integrarán a partir de hoy y durante todo el verano, al Curso Especial de Instrucción Militar, el que por primera vez, admite mujeres. Estas son algunas de las historias de las jóvenes que dejarán de lado el verano para pasarlo aprendiendo sobre telecomunicaciones militares.


Cerca de las 9.45 de la mañana, bajo el sol que asciende desde la zona precordillerana, 60 jóvenes mujeres ingresan marchando al patio de la Escuela de Telecomunicaciones. A diferencia de casi la totalidad del personal castrense, ellas desfilaron con ropa semiformal, sin uniforme del Ejército. Sus padres, que observaban desde la tribuna, luego de la presentación, fueron invitados a despedirse de las jóvenes antes que comience su acuartelamiento. Los abrazos y las lágrimas no se hicieron esperar.

El grupo forma parte de las 90 mujeres que, voluntariamente, participarán en el Curso Especial de Instrucción Militar (CEIM) y que permanecerán acuarteladas durante nueve semanas. Ellas fueron presentadas hoy en el recinto de la escuela en La Reina, ante el ministro de Defensa, Alberto Espina, y autoridades. Por primera vez, este curso de verano en telecomunicaciones incorporará a mujeres en sus filas. Las 30 jóvenes restantes realizarán el mismo curso en Concepción.

“Es primera vez en el país, y con toda justicia, que las mujeres pueden realizar su servicio militar en el verano, ya que antes esto estaba limitado exclusivamente a los hombres, lo que era una discriminación inaceptable”, resaltó el titular de Defensa. “Ellas salen con una especialidad que es la de radiooperadoras de telecomunicaciones. Y todas ellas tienen la oportunidad, posteriormente, de ingresar a las escuelas matrices y seguir la carrera militar. Quién sabe si en el futuro alguna de ellas termina siendo comandante en Jefe del Ejército”.

El director de la Escuela de Telecomunicaciones, coronel Claudio Orellana, detalló que las reclutas tendrán jornadas muy exhaustivas. Se levantarán todos los días a las 6.00 de la mañana y asistirán a sus primeras clases a las 8.00. Durante enero aprenderán temáticas relacionadas con el manejo interno del Ejército, y en febrero se dedicarán de lleno al ámbito de las telecomunicaciones.

“Un cambio de era”

“Creo que está empezando un cambio de era, por así decirlo, ya que la mujer se ha incorporado de gran manera a las instituciones que antes eran solamente de hombres. Hoy está quedando demostrado que una mujer tiene los mismos atributos que un varón”, señaló Denise Barros (18), una de las jóvenes que se integran al Curso, cuyas edades fluctúan entre los 18 y los 23 años.

María José Valenzuela (18) también forma parte del grupo. Aunque su primera intención era ingresar a la Policía de Investigaciones (PDI), su segunda opción era participar en el CEIM. “Es poco, porque son dos meses y medio, aunque existe la opción de después seguir una carrera en el ámbito militar”, sostuvo. Consultada sobre el nuevo rol que cumplen las mujeres en las Fuerzas Armadas, Valenzuela dijo que se considera “parte de una nueva etapa para las mujeres en el Ejército”.

Otra de las jóvenes que se incorporó es Deicy Quiñones (18), quien vino desde Chillán y permanecerá nueve semanas en el recinto. “Siempre me han gustado las Fuerzas Armadas y quiero ingresar a la Escuela Militar”, se sinceró. “La mujer ahora está más integrada en el mundo y ya es tiempo que tengan un papel más importante”.

#Tags


Seguir leyendo