El desacuerdo de los asesores de Cubillos

consejo-asesor-1

El consejo asesor de rectores se reunió entre enero y septiembre, pero todavía no concuerda una propuesta final sobre lo analizado. Foto: Mineduc

Hace un mes, el grupo de rectores que convocó la ministra de Educación debía firmar un documento final. Pero problemas con su contenido desataron la molestia del Cruch.




Empezaron a trabajar en enero y debieron haber concluido hace un mes. Sin embargo, todavía no hay acuerdo. Ese es el escenario que enfrenta el consejo asesor de rectores de la ministra de Educación, Marcela Cubillos, el que fue convocado para revisar algunos problemas de la educación superior, pero que hoy todavía no tiene su informe final. Y la gratuidad aparece nuevamente en el centro de esta desavenencia.

La comisión está compuesta por 17 autoridades, cuya discusión quedó plasmada en un documento que iba a ser firmado el 9 de septiembre. Pero ese día los representantes del Consejo de Rectores (Cruch) que están en la instancia se negaron a suscribirla, debido a que no estaban de acuerdo con lo que se decía sobre el financiamiento. Entre los asistentes del Cruch a dicha instancia están Aldo Valle, Ennio Vivaldi y Juan Manuel Zolezzi.

Según los académicos consultados, sobre la gratuidad hubo distintas visiones, como la que expuso el rector de la Universidad Diego Portales, Carlos Peña, quien propuso apoyar a los alumnos que pierdan la gratuidad por excederse en la duración de sus carreras, pero de forma diferenciada, según el nivel socioeconómico de cada plantel.

Sin embargo, no habría un acuerdo sobre el tema. Además, los rectores del Cruch se mostraron molestos, porque en la discusión presupuestaria del año pasado quedó establecido que se crearía una comisión técnica entre ellos, el Mineduc y Hacienda para resolver los problemas de la gratuidad, y Cubillos asignó a su consejo asesor ese rol.

"La ministra dijo que ese trabajo quedaría en la comisión, pero algunos rectores no están de acuerdo con que eso haya sido así", dice el rector de la Universidad de Talca, Álvaro Rojas, quien cuenta que "hay diferentes grados de adhesión al documento por parte de los rectores y no está claro si todos van a firmar la versión final".

Los directivos consultados dicen que la sesión del 9 de septiembre fue tensa y que, debido al descontento, se designó a algunos rectores para que propongan una nueva versión, que permita que el Cruch se cuadre con el consejo asesor de Cubillos. Pero hasta anoche no había versión final.

El rector de la Universidad de Concepción, Carlos Saavedra, es uno de quienes enviaron correcciones. Dice que sus discrepancias eran de forma más que de fondo. "La manera de presentarlo no era adecuada, porque aparecían acuerdos globales", afirma.

Otros académicos de instituciones privadas, al contrario, sí quieren suscribir el documento. Ricardo Paredes, rector del Duoc UC, señala que "este es un documento con conclusiones generales y por eso me extraña que no seamos capaces de firmar algo bastante general".

Este no es el primer desencuentro que han tenido el Cruch y el Mineduc este año. De hecho, los rectores enumeran otros tres "choques": la adhesión del gobierno al recurso que presentó Chile Vamos en el Tribunal Constitucional, para que las universidades no usen recursos del Fondo Solidario para tapar las brechas de la gratuidad; la negativa del Mineduc a crear una mesa técnica para revisar la gratuidad, como lo establecía la Ley de Presupuesto 2019, y el informe sobre la gratuidad que hizo Hacienda, en la que se negaba que las brechas de la gratuidad perjudicaran a las instituciones.

Comenta