“El Fantasma”: Hombre se hacía pasar por trabajador y robaba en clínicas privadas de Viña del Mar

cráneo
Referencial

El sujeto ocupaba instrumentos médicos para pasar desapercibido e ingresar a las habitaciones de los pacientes. Fue formalizado por cinco delitos y quedó en prisión preventiva.


Burló los controles de seguridad de al menos tres clínicas privadas de Viña del Mar para robarles a los pacientes y trabajadores de los recintos. Fueron al menos cuatro denuncias de similares características las que llevaron a la PDI a iniciar una investigación de foco contra el denominado “fantasma de las clínicas”, quien finalmente fue detenido por la policía civil tras una investigación de ocho meses.

Los hechos se originaron el 24 de febrero, cuando el hombre –de 50 años- ingresó a la clínica Reñaca para cometer el delito de hurto, según reveló el fiscal de la investigación, Roberto Depaux, en la audiencia de formalización. Posteriormente, el 28 de marzo y el 16 de agosto delitos similares ocurrieron en el IST de la ciudad jardín y el 6 de agosto en la clínica Ciudad del Mar.

Marco Olivarí, subprefecto de la Brigada Criminal de Viña del Mar, explicó que “ingresaba como cualquier persona a las salas de espera fingiendo ser empleado de la clínica y en un momento de descuido lograba distraer al personal de seguridad e ingresaba a las piezas para sustraer especies de los pacientes, haciéndose pasar por funcionario, a veces médico, o a veces enfermero”.

Agregó que “cuando fue detenido se le encontraron elementos que generalmente utilizan los médicos, como un estetoscopio. Nosotros tenemos cuatro casos establecidos, pero no podríamos descartar que tuviera participación en otros hechos de similares características”, dijo el oficial.

Por su parte, el fiscal Depaux sostuvo que la recepción de varias denuncias con similitudes llevó a los organismos investigadores a crear un foco delictual, los cuales “se levantan a partir del trabajo que realizan los analistas determinando patrones de conducta focalizando la investigación. En este caso tuvimos resultados positivos, tanto por las denuncias como por los videos de seguridad donde aparece el imputado en el lugar de los hechos”, explicó el abogado.

Lo anterior, según el persecutor, ayudó a que el sujeto fuera formalizado por 5 delitos: tres ilícitos de hurto, robo en lugar no habitado y amenazas, este último en calidad de flagrancia, pues al ser detenido en la clínica Ciudad del Mar, el individuo le profirió amenazas de muerte al personal de seguridad que lo mantuvo retenido es espera de la PDI.

Mediante una declaración pública, el recinto asistencial en cuestión explicó que “el robo fue frustrado en las dependencias de la Clínica, gracias al oportuno aviso de los sistemas de seguridad con los que cuenta la institución, donde se detuvo al individuo y se dio aviso a Policía de Investigaciones”.

Tras su formalización, el antisocial quedó en prisión preventiva por el plazo de 60 días. Sin embargo, debido a la huelga de Gendarmería, fue derivado a la Primera Comisaría de Viña del Mar para comenzar a cumplir la medida cautelar.

No obstante, el Juzgado de Garantía de Viña del Mar –donde el individuo tenía una condena pendiente- deberá exhortar al imputado a Valparaíso y Antofagasta, ciudades donde también registraba causas vigentes por delitos de la misma índole.

#Tags


Seguir leyendo