La Tercera

Fraude en el Ejército: Jueza Rutherford condena a general (R) a 13 años de presidio efectivo

La ministra en visita dictó la sentencia por los delitos de fraude al Fisco y delito de falsedad militar en contra del exjefe de Financias de la institución castrense, Jozo Santic.

En medio de las manifestaciones y movilizaciones del país, los distintos casos que llevan los tribunales continúan su curso. Así ocurre, por ejemplo, con la investigación del fraude en el Ejército, donde la ministra en visita, Romy Rutherford, avanza con las pesquisas de las 31 aristas en que indaga casos de presunta corrupción al interior de la institución uniformada. Y hoy, condenó a 13 años de presidio del general (R) Jozo Santic.

El fallo se da en el marco del cuaderno investigativo “Tecnodata II”, en que la jueza indaga delitos de fraude al fisco y falsedad en materia de administración militar. En específico, se investiga la presentación de 43 facturas falsas en los años 2011 y 2012, que causaron un perjuicio fiscal de $ 41.342.230.

En esta causa, Rutherford estableció que el jefe de Finanzas del Ejército, en esos años el general (R) Jozo Santic, en coordinación con otras tres personas -entre ellos el subtesorero de la Tesorería del Ejército y jefa de sección del Departamento de Finanzas de la Tesorería del Ejército- obtuvieron indebidamente el pago de facturas falsas de la empresa proveedora Tecnodata con fondos fiscales.

La pena más dura cayó sobre Santic. La jueza lo condenó por 27 delitos de fraude al Fisco y 27 ilícitos de falsedad en materia de administración militar. Por estos hechos, el exgeneral deberá cumplir una pena de 13 años de presidio efectivo.

Según la resolución de Rutherford, “los funcionarios del Ejército de Chile, de la Tesorería del Estado Mayor General, durante el años 2013 solicitaron y consiguieron la entrega de facturas falsas de la proveedora importaciones y Exportaciones Tecnodata S.A, a fin de obtener indebidamente fondos fiscales”.

En la investigación se estableció que luego de que el Ejército transfería los fondos a la cuenta corriente del proveedor, este procedía a retirar los dineros, manteniendo una parte para sí (el correspondiente al IVA y al 15% del valor de la factura), y entregaba el resto, en efectivo o en especies, al funcionario del Ejército que le había solicitado las facturas.

Según la investigación, todas estas operaciones se efectuaron con “conocimiento y autorización” del general (R) Santic. El exoficial no podrá ejercer más labores públicas y además deberá pagar el 25 % de las costas del proceso.

Los otros condenados fueron Claudia Morales Pinilla, Yanira Valdebenito Arce y Clovis Montero Barra.

Eso sí, Santic aún sigue en la mira de Rutherford, pues también está siendo investigado por haber sido uno de los asesores del excomandante en jefe, Juan Miguel Fuente-Alba.