Galli rechaza críticas por situación en el norte: “Este fenómeno de la migración es muy complejo como para dar cifras irresponsables y para creer que hay soluciones simples”

Carpas en las que pernoctaban ciudadanos extranjeros este fin de semana en Iquique. Foto: Agencia Uno.

"El flujo migratorio no es comparable con el flujo de antes, lo que pasa es que ahora está afectando más específicamente a un territorio que es la Región de Tarapacá", afirmó el subsecretario del Interior.




El subsecretario del Interior, Juan Francisco Galli, cuestionó la mañana de este jueves la afirmación que hizo el gobernador regional de Tarapacá, José Miguel Carvajal sobre que habría 1,5 millones de personas venezolanas con la intención de ingresar al país.

“Este fenómeno de la migración es muy complejo como para dar cifras irresponsables y para creer que hay soluciones simples”, afirmó Galli en entrevista con Cooperativa.

La autoridad abordó la situación en poblado fronterizo de Colchane, señalando que es ocupado por las personas que ingresan por pasos no habilitados “como puerta de entrada e Iquique como estación temporal para de ahí emprender su rumbo a distintos lugares de nuestro país”.

En Iquique, la población extranjera circulante se instaló en la calle con carpas para pernoctar. “Nos transformamos en una zona de sacrificio”, afirmó el alcalde Mauricio Soria en entrevista con La Tercera.

Galli acotó que se trabajó con el Gobierno Regional de Tarapacá y con el delegado presidencial Miguel Ángel Quezada “que esas personas no ocupen espacio público y con organizaciones internacionales se habilitaron albergues, porque lo primero es la salud y estas personas entraron sin cumplir con la normativa sanitaria y hay que chequear que no tengan el Covid-19″.

Por otro lado, se refirió a la situación migratoria en la administración de Michelle Bachelet y explicó que, si bien hay menores ingresos de personas actualmente, el fenómeno está circunscrito a una zona específica.

El subsecretario sostuvo que “cuando uno ve los números de ingreso, no por pasos no habilitados, sino que ingresos de ciudadanos venezolanos o incluso ciudadanos haitianos, en el gobierno anterior durante el año 2017, estaban sobre las 100 mil personas que se quedaron en Chile. El flujo migratorio no es comparable con el flujo de antes, lo que pasa es que ahora está afectando más específicamente a un territorio que es la Región de Tarapacá porque ese es el lugar donde se está concentrando el ingreso por paso no habilitado o el ingreso clandestino”.

En febrero, ante la crisis migratoria el gobierno implementó el “Plan Colchane”, aumentando la dotación policial en la zona e iniciando una campaña en el extranjero con la advertencia de expulsión para quienes ingresen por pasos no habilitados.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.