Krassnoff fue careado en Concepción por querella de secuestro y torturas

Acción judicial fue presentada hace cuatro años por la ex militante de MIR María Isabel Romero.


Hasta los tribunales de justicia de Concepción, Región del Biobío, llegó la mañana de este viernes Miguel Krassnoff, ex brigadier en retiro, para ser careado a raíz de una querella por un presunto secuestro y torturas, acción presentada por una ex militante del Movimiento de Izquierda Revolucionaria (MIR).

Se trata de María Isabel Romero, quien hace cuatro años interpuso la acción contra Krassnoff, en la cual acusa haber sido secuestrada en 1975, cuando tenía 20 años y militaba en el MIR.

La estudiante de obstetricia fue detenida y trasladada a Colonia Dignidad, donde habría sido interrogada por Paul Schäfer y Harmut Hopp, quienes posteriormente la habrían entregado a la Dina, donde se presume fue recibida por Krassnoff, a quien acusa de ser el responsable de las torturas a las que fue sometida en Villa Grimaldi.

“Él se niega y se lo dijo a la jueza, delante mí, que no estaba dispuesto a dar más nombres de sus asistentes, que eran para los casos peligrosos, y que tenía solo una oficina en Villa Grimaldi. Niega absolutamente todo”, señaló Romero.

Agregó que “en algún momento tiene que haber justicia, no solo con Krassnoff, también con todos los torturadores y asesinos de la dictadura”.

El interrogatorio desarrollado en la corte penquista se extendió por cerca de cuatro horas y estuvo a cargo de la jueza Margarita Sanhueza. “Él no reconoce culpabilidad en las torturas y dice no reconocer a la víctima, pero sí reconoce pertenecer a uno de los grupos de trabajo de la Dina”, señaló la magistrada.

Sanhueza, además, dijo tener claridad respecto a los antecedentes de la causa, por lo que espera tener una decisión dentro del primer semestre de este año.

La diligencia se llevó a cabo en Concepción debido a que la jueza no podía trasladarse hasta Santiago. Tras su salida de la Corte de Apelaciones penquista, el ex brigadier en retiro fue llevado nuevamente a Punta Peuco.

Seguir leyendo