Los 70 días de toma del ex Pedagógico

Alumnas del ex Pedagógico piden suspender a 45 personas, entre alumnos, docentes y funcionarios.

En un comunicado del Consejo Académico se informó el viernes sobre algunos acuerdos que ya se han alcanzado y que apuntan a poner fin a la toma. Por ejemplo, se estableció que los postulantes a las carreras de Pedagogía en ese plantel deben acreditar que no están en el registro de personas que tienen prohibido trabajar con niños.


A diferencia de la toma feminista de la Facultad de Derecho de la U. de Chile, la ocupación de la U. Metropolitana de Ciencias de la Educación (Umce) ha sido silenciosa. Llevan más de 70 días movilizadas y en el petitorio están exigiendo la salida de 45 miembros de la institución por acusaciones de violación, acoso sexual, agresiones físicas, acoso laboral y encubrimiento. De ellos, 13 son profesores, 22 estudiantes y 10 funcionarios. En la lista también se incluyó la petición de renuncia del rector Jaime Espinosa.

Las alumnas del ex Pedagógico están en negociaciones con las autoridades universitarias . Hasta el viernes se estaba conversando la posibilidad de suspender preventivamente a todas las personas de la lista para iniciar una investigación de cada caso.

Justamente, el jueves, en el Primer Juzgado del Trabajo de Santiago, la Umce llegó a un acuerdo de conciliación tras una demanda por acoso sexual y laboral contra el jefe de los auxiliares de la universidad, Juan Carlos Pérez Chandía. El abogado laboral que representó a la exfuncionaria afectada, Diego Ibáñez, explicó que “se estableció que la universidad debe abrir un sumario en contra del acusado por los hechos de este juicio y que se instruya por medio de un tercero externo, que sería el Ministerio de la Mujer, a un fiscal en un plazo de 20 días”.

En un comunicado del Consejo Académico se informó el viernes sobre algunos acuerdos que ya se han alcanzado y que apuntan a poner fin a la toma. Por ejemplo, se estableció que los postulantes a las carreras de Pedagogía en ese plantel deben acreditar que no están en el registro de personas que tienen prohibido trabajar con niños.

Seguir leyendo