Los crudos vestigios de un derrumbe

Imagen Derrumbe 4551

El derrumbe en que fallecieron seis personas ocurrió la tarde del 13 de agosto.

Fiscalía indaga posible cuasidelito de homicidio tras la caída de una casa en Valparaíso, que hace un mes provocó la muerte de seis personas. Las familias presentarán una querella.




La tarde del 13 de agosto una casa se derrumbó en las faldas del cerro Bellavista, en Valparaíso. El incidente provocó la muerte de seis personas: dos mujeres, que estaban dentro de la casa (junto a dos niños, que salieron ilesos), y cuatro jóvenes, que permanecían en una escalera aledaña, donde cayeron los escombros.

El pasado viernes 13 de septiembre, a un mes del incidente, los familiares de María Rodríguez (82) y Mónica Bruna (53) aún luchan por asumir su deceso. "Jamás pensamos que algo así podía pasar", cuenta Eduardo Silva, hijo de Bruna, a La Tercera.

En la Plaza Victoria, a tres cuadras del lugar del derrumbe, Silva y su esposa, Alejandra Hermosilla, cuentan cómo han enfrentado la pérdida, mientras sus hijas juegan en los columpios de la Plaza Victoria. Es un panorama habitual que, hasta hace poco, terminaba con una visita a la casa de la abuela. Algunas veces dejaban bajo su cuidado a las niñas.

"El domingo (dos días antes del derrumbe) las habíamos dejado allí, para ir a Santiago", recuerda Eduardo Silva. Ni él ni su esposa imaginaron jamás la tragedia de la escalera Pasteur.

"La casa estaba construida sobre rieles de tren. Yo viví ahí hasta los 16 años", señala Silva. Por este motivo, explica Hermosilla, "estamos recién reaccionando, ha sido como una película de terror. Hablamos todo el día del tema. De qué habría pasado si hacíamos esto o lo otro".

La ayuda psicológica comprometida no se habría materializado. "El seremi de Salud dijo que iban a informar al consultorio para que nos dieran hora más rápido, pero no ha pasado nada", sostiene Alejandra Hermosilla.

Sí destaca el subsidio de arriendo, proporcionado por Serviu, a su hermana, Daniela Silva. Ella vivía en la excasona con su pareja, Christopher Cortés. Ambos eran padres de los dos niños que se salvaron "de milagro" en el derrumbe. Esta semana, el ministro de Vivienda, Cristián Monckeberg, les entregó el beneficio de 55 UF. "Se pagará a partir del contrato de arriendo", detalla la seremi del Minvu, Evelyn Mansilla.

Investigación

La fiscalía lleva adelante una investigación para determinar las causas del derrumbe. Se indaga un presunto cuasidelito de homicidio. Según informa el fiscal a cargo, Cristián Andrade, en las diligencias trabaja "la Brigada Criminalística Central, de la PDI, y el centro privado de Investigación, Desarrollo e Innovación de Estructuras y Materiales (Idiem), que tiene que determinar las causas".

El persecutor indica que "respecto de las otras familias, hemos tenido varios contactos, para explicarles el proceso investigativo y también los plazos que hay respecto de la evacuación de las pericias". Hasta ahora, según Eduardo Silva y Alejandra Hermosilla, el fiscal no habría hablado con ellos.

Por eso, cuentan que realizarán una investigación privada y presentarán una querella. Ellos atribuyen responsabilidad al municipio, por trabajos previos en la escalera Pasteur: "La demolieron completamente, con taladro, para poner mosaicos". Según su hipótesis, eso habría debilitado el muro de contención.

El alcalde Jorge Sharp señala que "todo funcionario tiene el deber de colaborar con la investigación de la fiscalía. Nos interesa mucho".

Respecto de la creación de un memorial, Sharp dice que "eso va a depender de la familia, nosotros tenemos una propuesta". Para los familiares consultados, un gesto así no tendría sentido. "¿Para qué? ¿Para la foto? Ya no hicieron lo que tenían que hacer. No arreglaron lo que estaba malo", señala Hermosilla.

Comenta