Ñuñoínos defienden toma y dicen que Lavín y Jadue son un ejemplo

Ñuñoa
Las carpas se instalaron el viernes pasado en una cancha del Instituto Nacional del Deporte.

Con 54 carpas emplazadas en un sector de la comuna, 90 familias se instalaron en una cancha de fútbol exigiendo viviendas sociales.


Desde el viernes pasado, un grupo de vecinos de Ñuñoa, agrupados en el Comité Jorge Monckeberg, compuesto por 90 familias, montó un campamento en una cancha del Instituto Nacional del Deporte (IND), en el sector de la Villa Los Jardines.

Los allegados dicen que están agradecidos del alcalde de Las Condes, Joaquín Lavín (UDI), y de Daniel Jadue, de Recoleta (PC), tras el debate que se produjo por los proyectos de viviendas sociales que ambos ediles están impulsando. El tema ha generado largas discusiones, pero también una reacción de parte del gobierno que celebró al edil oficialista junto con anunciar la semana pasada un proyecto de ley que abordará esta materia.

El concejal de Ñuñoa Camilo Brodsky (MA) dice que el gobierno sabe que el tema de la vivienda es una “olla de presión”. Y así se explican sus reacciones. Respecto de la comuna, comenta que solicitaron una sesión extraordinaria del concejo, que se realizará este martes, donde se abordará la ocupación.

Consultado por este tema, Lavín dijo que “ojalá esto sirva para que otras comunas hagan lo mismo. Cuando se trata de viviendas sociales, los alcaldes deberíamos poder cambiar los Planos Reguladores Comunales a modo de un fastrack”.

La dirigenta del Comité de Allegados en la Villa Los Jardines, Patricia Correa, cuenta que “lo hubiésemos hecho con o sin Lavín, pero igual agradecemos a él y también a Jadue, que es uno de los pioneros en este tema. Aquí en Ñuñoa hay una pobreza disfrazada de cuello y corbata, siento que la comuna está dividida en dos, de Irarrázaval al norte y de Irarrázaval al sur”.

Su par del comité “Newen” de Ñuñoa, Sergio Acuña, explica que tienen una buena relación con la junta de vecinos del sector de la toma. Según él, el “grupo apareció de manera repentina, el sábado estuvimos con ellos para conversar. Son personas que llevan mucho tiempo en la comuna también. Nos sorprendió, porque no existía una toma en Ñuñoa hacía 55 años”. El dirigente explica que “Newen”, que agrupa a tres comités de 200 familias en total, llevan años trabajando y hoy ven con preocupación cómo han proliferado comités en la comuna. De hecho, advierte que ayer se manifestaron en el sector de San Eugenio, donde se podrían emplazar sus futuras viviendas, pues existen “fuertes rumores de que se podrían tomar este terreno”.

Este grupo también se ha movilizado por las construcciones de un centro comercial en el sector de Ñuble con Vicuña Mackenna y el megaproyecto inmobiliario en Plaza Egaña.

La concejala Alejandra Placencia (PC) visitó junto con otros cuatro concejales de Ñuñoa la toma, para conocer en qué condiciones estaban. Señaló que en Ñuñoa no se construyen viviendas sociales hace más de 40 años y que “la realidad de la comuna así lo demanda”. La intendenta de Santiago, Karla Rubilar, mostró preocupación por la situación de las familias: “Estamos tomando conocimiento de qué familias son (…), queremos dialogar para que se retiren de ahí, no son las mejores condiciones para que puedan estar viviendo, sobre todo considerando que tienen niños. Estamos en una noche muy fría”, dijo hoy. En la toma, en la noche dejaron a los niños en un lugar protegido por las bajas temperaturas.

Hoy, los dirigentes de las familias se reunirán con el alcalde de Ñuñoa, Andrés Zarhi, para buscar una solución al conflicto. Desde el IND señalaron que están en conversaciones con la municipalidad.

#Tags


Seguir leyendo