Salud propone entregar 70% de los recursos a hospitales según su gestión

rAMONbARROSlUCOWEB

Fachada del Hospital Barros Luco, en San Miguel.

Medida fue anunciada por el ministro Jaime Mañalich al presentar el presupuesto 2020 de la cartera. El objetivo es pagar a cada recinto por la solución de problemas médicos.




El Ministerio de Salud presentó este viernes su proyecto de presupuesto 2020, el cual contempla "una reforma radical del financiamiento a la red hospitalaria de Chile", indicó el titular de la cartera, Jaime Mañalich. Con ello, explicó la autoridad, se busca disminuir el déficit financiero, la deuda hospitalaria y garantizar una mayor eficiencia en todo el sistema público sanitario.

Actualmente, el presupuesto de cada centro hospitalario se divide en dos: un 70% de PPI, que es un presupuesto histórico o monto fijo que reciben periódicamente, y el otro 30%, que corresponde a la cantidad de prestaciones realizadas. Sin embargo, eso cambiaría, ya que el presupuesto presentado por el ministro Mañalich propone justamente lo contrario.

"El 70% del presupuesto de los servicios de salud se asignará al pago por prestaciones valoradas, el cual ya no se hará más por acción de salud individuales, sino por GRD, vale decir, se pagará por la solución de un problema de salud", dijo. En otras palabras, el grueso de los recursos se entregará contra gestión y no por un monto fijo histórico.

Según la autoridad sanitaria, este cambio de financiamiento "es la única medida que puede tener un impacto para la salud de los chilenos". Argumentó que eso obligará a los hospitales a hacer esfuerzos por reducir los costos y aumentar las atenciones.

Mejor control

Marcelo Mosso, director del Fondo Nacional de Salud (Fonasa), enfatizó en que el método actual "no permite tener el control, castiga a los que lo hacen bien y premia a quienes no, porque les dan un presupuesto fijo y no sabemos qué están haciendo exactamente".

También explicó que el monto que se otorgará a los hospitales por cada egreso de paciente se decidirá a través de un precio basal, calculado junto a la Dirección de Presupuestos (Dipres). "Este año vamos a establecer una metodología, pero probablemente, a través de la experiencia, iremos mejorándolo", manifestó.

Héctor Sánchez, exsuperintendente de Salud, opinó que "es una muy buena noticia" que gran parte del presupuesto se asigne por prestaciones y resultados. "Es un estímulo para que los directores de hospitales y sus funcionarios produzcan lo que se les está pagando. El 70% sería la cifra más alta de la historia del sistema de salud pagada por este mecanismo", destacó. No obstante, también advirtió que esa metodología requerirá de una constante observación, para evaluar cómo reacciona el sector, ya que algunos centros hospitalarios podrían presentar complicaciones debido a sus problemas de gestión.

El presupuesto 2020 contempla, además, la asignación directa de los recursos desde el Minsal hacia los hospitales, omitiendo la administración que hoy corresponde a los servicios de salud de cada zona.

Respecto de este punto, Victoria Beaumont, directora de Fundación Politopedia, dijo que "esto centraliza el poder y control de los hospitales en el ministerio y es una forma efectiva de aumentar la productividad y mantener los costos". Pero también planteó que el Minsal es un ente político, por lo que debe cuidarse para no tener conflictos ideológicos con los directores de los centros hospitalarios.

Otras medidas

En el anuncio de la cartera también se destacó el aumento del 5,7% en su presupuesto respecto de 2019 y además que tendrá a su disposición $ 9,5 millones de millones, siendo el segundo ministerio con más recursos, tras Educación.

Con ese monto, el Minsal pretende invertir $ 2,1 millones de millones en la atención primaria, es decir, 4,2% más que este año, y $ 69.797 millones en el Programa Nacional de Inmunizaciones.

Este incorporará las vacunas contra la varicela para lactantes de entre 12 y 18 meses, la de sarampión para niños de entre 2 y 6 años, y la ampliación de la cobertura de vacuna contra la influenza hasta los 10 años.

Además, la cartera aumentará el valor de los pacientes inscritos en Fonasa un 3,5% y destinará $ 620 mil millones en la construcción de los 75 nuevos hospitales.

Comenta