Conductores de Uber se duplican en un año y logran superar a taxistas

Se han inscrito 50 mil choferes, desde 2016. Entre los factores del alza estaría flexibilidad de horario y la rapidez para enrolarse. Taxis alcanzan los 44 mil. Gremio reclama por falta de ley que regule a las plataformas. Aseguran que aplicaciones afectan sus ingresos.

“Los usuarios de la isla se están acostumbrando al sistema porque es más económicos. Pero los turistas utilizan mucho más el servicio, por lo que estamos conformes”, cuenta Boris Parada, conductor que se sumó a trabajar en la plataforma Uber el mes pasado, cuando la aplicación se estrenó en Chiloé. Además de la isla, en otras 19 ciudades opera la aplicación de transporte, a tres años de su polémica instalación en el país.

De acuerdo con cifras de Uber, hoy existen 50 mil choferes inscritos en la plataforma a nivel nacional, el doble de lo que tenían en mayo del año pasado. El número es considerable, pues el gremio de los taxistas, competencia directa de la aplicación, tiene los mismos cupos de automóviles registrados en el Ministerio de Transportes desde 2015. Esto equivale a 44.287 vehículos (23.928 están en Santiago).

Los taxistas alegan que la entrega de patentes en el sector está “congelada”, pues solo por ley pueden ampliar el parque, lo que no ha sucedido. Debido a esto el gremio considera que hay “desigualdad” de condiciones entre ambos sectores. El transporte formal acusa de “piratas” a las firmas como Uber, e incluso han realizado protestas en las calles pues consideran que les quitan clientes.

“El número de usuarios y socios conductores nos demuestra que el nuevo concepto de movilidad ha sido entendido e incorporado por los chilenos”, afirma Carlos Schaaf, gerente general de la empresa.

La cantidad de conductores registró un “salto” el último año, pues la plataforma permitió el pago en efectivo, lo que abrió aún más el público que pide el servicio, aunque también se mantuvo el uso de tarjetas bancarias. Los nuevos trabajadores que se integraron, fueron otro factor que permitió la expansión de la actividad a 14 regiones.

En la compañía se explica que la plataforma ha tenido tal impacto, que actualmente posee dos millones de usuarios activos. Se estima que un millón de ellos usó el sistema en los últimos tres meses.

¿Qué perfil tienen los interesados en ser parte de este tipo de transporte? En la firma se indica que es fácil sumarse a la empresa, pues los conductores tienen un horario flexible: el 67% de ellos conduce menos de 10 horas semanales. Si eligen conducir durante jornadas más extensas pueden obtener $ 450 mil en siete días. Esta actividad la pueden hacer con el uso de automóviles de cualquier marca y modelo, aunque se prefieren los vehículo de menor antigüedad.
Además, el negocio ha sido una opción para las personas desempleadas. La empresa precisa que un 18% de los socios se encontraba sin un trabajo antes de comenzar a manejar con la aplicación.

El sistema también permite que los inscritos estudien y laboren al mismo tiempo. De hecho, un 47% de ellos tiene entre 25 y 35 años, los denominados “Millennial”. Y un 10% de los pilotos son mujeres.

Pero una desventaja que ven los propios conductores son los ataques y asaltos que han ido en aumento, pues portan dinero. Además, hay centros comerciales o puntos de la ciudad donde no pueden estacionar porque hay taxis que no les permiten detenerse allí. Pero se han abierto nichos como el trabajo en comunas grandes como Puente Alto y Maipú, donde en algunos barrios hay mala locomoción. Ni siquiera se deben mover de esas zonas.

pais-taxi-uber

Competencia

A pesar de que el sector de los taxis básicos, ejecutivos y de turismo se ha modernizado desde el año pasado con aplicaciones similares, no han tenido el mismo impacto que Uber. Esta última ha lanzado fuertes campañas para captar clientes con viajes gratis, por lo que los usuarios se inclinan por este servicio.
Luis Reyes, presidente de la Confederación de Taxis de Chile, afirma que se sienten afectados por la instalación de las plataformas. “Esto llega al extremo de que han bajado los ingresos y la calidad de vida porque la gente debe trabajar mucho más para competir con ellos”.

Pero Reyes advierte que los pasajeros suelen dejar la aplicación por ciertos períodos, pues se cuestiona la forma de cobrar a través de la tarifa dinámica o aumento de los precios cuando hay alta demanda. “En cambio, nosotros tenemos un monto fijo, lo que es valorado”, añade.

Víctor Mella, vocero de la Asociación de Taxis Ejecutivos, entidad que pide se legisle para poner mayores exigencias a estas plataformas, solicitó al gobierno activar el proyecto de ley ingresado en octubre pasado, pero que aún no hay fecha para que se vote en la Comisión de Transportes. “Deben sincerar si se legislará en este gobierno o no. Estos choferes siguen ingresando a la actividad agresivamente y nadie regula su funcionamiento en cuanto a licencias profesionales o estado del vehículo”, sostiene.

#Tags


Seguir leyendo