Escalona advierte sobre intentos de "radicalización" de programa opositor

Según el senador, la izquierdización de las propuestas activa la resistencia a los cambios. Además recuerda la experiencia de Allende y el quiebre institucional del 73.




"Las fuerzas o grupos que pretenden el cambio revolucionario caen en el error de pensar que un golpe audaz, una acción afortunada, puede 'de golpe' realizar aquellas añoradas transformaciones".

La frase, escrita por el senador PS Camilo Escalona, forma parte de una columna titulada "A propósito del 4 de junio" y publicada en la página web del Instituto Igualdad, ligado al PS. La fecha recuerda la instauración, en 1932, de la República Socialista en Chile, liderada por Marmaduke Grove y que se prolongó por 12 días.

Según el legislador de Los Lagos, a partir de ese momento se comenzaron a "echar los cimientos" de lo que sería el triunfo presidencial de Salvador Allende en 1970, quien mantuvo como eje de su estrategia de gobierno la "profundización de la democracia".

A juicio de Escalona, el ex mandatario "no fue escuchado" por las fuerzas que se agruparon en la Unidad Popular, lo que terminó en el quiebre institucional, que "facilitó el acceso al poder de los grupos más extremistas de la derecha".

El recuerdo del senador PS en el documento, distribuido ayer entre los militantes de su colectividad, persigue un objetivo: insistir en el compromiso democrático del socialismo ante el "afán de minorías iluminadas" que hoy pretenden llegar al poder, "sin que ese proceso sea fruto de una transformación institucional". Y se da en momentos en que la oposición debate sobre las propuestas programáticas, con miras a un nuevo mandato de gobierno.

La tesis de Escalona apunta, con particular dureza, a los dirigentes que promueven la fórmula de una asamblea constituyente para modificar la Carta Fundamental, y quienes insisten en la izquierdización del programa presidencial de la oposición.

El texto llega justo días después de la entrega de la propuesta de cambio a la Constitución de la comisión ad hoc del comando de la ex presidenta.

Allí, uno de sus integrantes, el abogado constitucionalista Fernando Atria, ha sido uno de los principales promotores de una asamblea constituyente y especialmente crítico de la postura de Escalona, quien comparó la idea con "fumar opio" en una entrevista a La Tercera, en septiembre de 2012.

"Aunque, una vez más, reciba descalificaciones verbales (...) prefiero desde ahora señalar que no hay ningún argumento o previsión que indique que aquello (la asamblea constituyente) sea mejor y no peor para Chile", dice el legislador PS.

LA "MINORIA MESIANICA"

Junto con los peligros del cambio de la Constitución sin que el mecanismo se encuadre en los cauces institucionales -en este caso el legislador propone, junto al DC Andrés Zaldívar, una comisión bicameral-, el senador PS advierte sobre la "radicalización" del programa de la oposición.

El ex presidente del Senado cree que "radicalizar artificialmente el programa que se propondrá al país como alternativa de gobierno, sólo redundará en el fortalecimiento de las fuerzas más conservadoras".

Para Escalona, el eje histórico DC-PS es la base del "restablecimiento de la democracia en Chile".

En esa línea, el legislador llama a los militantes de su colectividad a no promover la acción de "minorías mesiánicas" ni menos caer en las "tentaciones del izquierdismo" que, a juicio del senador, terminarán con la resistencia a todo cambio.

"Veo altamente riesgoso comprometer un esfuerzo programático que afecte las bases de sustentación de un futuro gobierno, cuando se proyectan metas que luego no se alcanzan y que el centro de gravedad (...) se vea enteramente desalineado por presiones ideologizadas", dice uno de los párrafos centrales del texto.

La columna de Escalona representa el retorno del senador al debate público en la oposición respecto del programa de gobierno, tras el conflicto interno en el PS, que terminó con su declinación a postular por un nuevo período al Senado.

Comenta