Declaran culpable de femicidio frustrado a Mauricio Ortega

Autor: C. Batarce

Además se acreditaron los delitos de lesiones graves gravísimas y violación de morada violenta. Se le absolvió por el delito de amenazas.

Luego de 22 intensas jornadas de juicio oral en contra de Mauricio Ortega, donde querellantes y abogados defensores expusieron pruebas, documentos y testimonios, la tarde de este martes se le declaró culpable del femicidio frustrado en contra de Nabila Rifo.

Además, el Tribunal Oral en lo Penal se le sentenció por los delitos de lesiones graves gravísimas y violación de morada violenta. Sólo se le absolvió por el delito de amenazas.

Esto, según dicta la sentencia, ya que Nabila lo señaló como el autor del ataque. Ese testimonio fue analizado, evidenciando su coherencia y correspondencia con el resto de las pruebas involucradas. Se explicó que la misma víctima fue la encargada de aclarar las razones que tuvo en su momento para exculparlo.

Ante las dudas generadas por la declaración de los adolescentes que dicen haber presenciado la agresión y que aseguran que el hombre de 42 años no es el autor, se consideró que por la distancia que tenían con el sitio del suceso y por la luz que había en ese momento, no son comprobables.

Además, se tomaron en cuenta las llaves y bloques encontrados en el lugar, los cuales vinculan directamente a Ortega con la agresión. Su testimonio tampoco lo habría acompañado, ya que el Tribunal consideró que sus declaraciones no hicieron más que involucrarlo con el hecho. 

En esa línea, indicaron que la defensa no logró explicar por qué de inculpar a un desconocido, Nabila habría pasado a culpar a su pareja y padre de dos de sus cuatro hijos, sin que este fuera el verdadero responsable.

El presidente del Tribunal, Juez Rolando del Río, explicó que él decidió votar en contra de condenar a Ortega por femicidio frustrado y lesiones graves gravísimas, ya que a su entender, no hay pruebas suficientes para acreditar su vinculación.

Este veredicto era esperado con ansias, ya que desde el 14 de mayo del año pasado, cuando se registró la brutal agresión, el caso de la joven madre de cuatro niños fue conocido por muchos y marcó pauta en uno de los años donde la lucha contra la violencia hacia la mujer cobró mayor fuerza.

Si bien la sentencia definitiva se entregará el martes 2 de mayo a las 16.00 horas, el Ministerio Público pide que en total Ortega cumpla con alrededor de 26 años de cárcel efectiva: 12 años y 183 días por femicidio frustrado, 12 años y 183 días por lesiones graves gravísimas y 541 días por violación de morada violenta. Esto, considerando la brutalidad con la que se actuó.

Pese a todos los antecedentes expuestos y a las pruebas que lo inculparían, él, su defensa y sus más cercanos insisten en que es inocente, que no hay pruebas que lo sitúen en el lugar de la agresión, aludiendo además al material genético encontrado en el cuerpo de Nabila.

Unos de los hitos que marcaron este juicio, fueron sin duda la declaración del propio Mauricio Ortega y el testimonio que entregó su presunta víctima. Intentó mostrarse como un hombre que nunca violentó a Nabila, pero con sus mismas palabras fue dando cuenta de episodios donde él perdía el control.

Si bien inicialmente la joven, que en el momento de la agresión tenía sólo 28 años, lo exculpó, hoy dice con firmeza que fue Mauricio quien la atacó. Que fue él, el que con una piedra la golpeó esa madrugada de mayo, obligándola a rezar para seguir con vida por sus hijos. Sostiene que por presiones de los familiares del presunto agresor, por el cariño y confusión que sintió en ese momento, mintió y dijo que había sido un metalero.

Cabe recordar que Mauricio Ortega fue detenido el 18 de mayo de 2016, formalizado el mismo día y momento desde el que se mantuvo en prisión preventiva.

https://twitter.com/PJudicialChile/status/854414965423427584

Seguir leyendo