Frente Amplio evita respaldar a Guillier y cuestiona su "ambigüedad"

imagen-bea-214464

El bloque hizo un llamado a sus adherentes a votar "de acuerdo a sus convicciones". Sánchez dijo que "Piñera es un retroceso", pero cuestionó los planteamientos de Guillier.




Luego de participar de la marcha de "No+AFP", uno a uno fueron llegando ayer los dirigentes del Frente Amplio hasta la sede de la Fech para terminar de redactar el comunicado oficial del bloque con el que darían a conocer su postura para la segunda vuelta presidencial.

Pasadas las 16.30 comenzaron a posicionarse los distintos diputados electos y líderes del bloque para acompañar a la ex candidata presidencial Beatriz Sánchez, encargada de leer el voto político, que consta de siete puntos.

"No somos ni nos sentimos dueños de los votos de las personas, y por eso nuestro primer llamado es a cada uno de nuestros votantes a reflexionar y expresarse en las urnas en esta segunda vuelta de acuerdo a sus propias convicciones y análisis", dice el texto, en el que evitaron respaldar al candidato de la Nueva Mayoría, Alejandro Guillier. De hecho, el nombre del senador no fue incluido en ninguno de los puntos del documento. Más aún, en el escrito se pide mayor "claridad" a la Nueva Mayoría en cuanto a las medidas que se impulsarán. Y Sánchez apuntó después a la "ambigüedad" del abanderado oficialista.

"La ciudadanía necesita mayor claridad de la Nueva Mayoría respecto a si se eliminarán las AFP, se asegurará educación de calidad sin deuda ni lucro, y se democratizará efectivamente el país con asamblea constituyente y Justicia Tributaria", dice uno de los puntos. Esto fue remarcado más tarde por Sánchez: "Si Alejandro Guillier quiere salir de esta ambigüedad, debería aclarar varios puntos".

El bloque, además, decidió hacer un llamado a sus adherentes a participar de las elecciones del 17 de diciembre. Y reiteraron: "Nuestra preocupación es Chile, no nos da lo mismo quién gobierne. Sabemos que Sebastián Piñera representa un retroceso, más desigualdad y exclusión, menos derechos, menos libertades, en sentido completamente contrario a las demandas que día a día escuchamos en la calle y en todos los espacios".

El comunicado del Frente Amplio fue el resultado de más de 10 días de reflexión, proceso que fue convocado por Sánchez luego de ser derrotada en la primera vuelta.

Si bien la mayoría de los partidos y movimientos del Frente Amplio decidió dar libertad de acción a sus militantes, el cómo plantear la postura fue lo que entrampó la discusión interna. Por este motivo, no fue suficiente la reunión que sostuvieron el miércoles por más de 6 horas, y terminaron de afinar los detalles ayer antes del punto de prensa.

Dirigentes del Frente Amplio reconocen que la postura que adoptaron no es "binaria", por lo que -admiten- puede parecer ambigua. De todas formas, aseguran que llamar a votar por Guillier contradice sus ideales políticos, por lo que, pese a que el abanderado oficialista acepte las propuestas del conglomerado, explican no le entregarán su apoyo oficial como bloque.

A esto se suman los eventuales costos que podrían tener como coalición si Sebastián Piñera es quien llega a La Moneda. Por eso, explican, se hace un llamado a votar y se marca la diferencia con el presidenciable de la centroderecha.

"Esto no es un proceso de negociación ni tampoco que con ciertos temas (programáticos) cambiamos nuestra definición de hacer un llamado o no. No nos corresponde, somos un conglomerado aparte, somos diferentes", dijo Karina Oliva, presidenta de Poder Ciudadano.

Aclaraciones posteriores

Después de la lectura del texto, en tanto, Sánchez sostuvo que "creo que en el comunicado dejamos claro que para nosotros Piñera es un retroceso, pero hoy Alejandro Guillier tiene un programa o planteamientos que son ambiguos (...); es la ciudadanía la que exige una claridad mayor".

El vocero del Frente Amplio, Lucas Cifuentes, también resaltó la decisión del conglomerado. "El diálogo no es con el Frente Amplio, el desafío que tiene la Nueva Mayoría es con las demandas de la ciudadanía. El desafío de Alejandro Guillier es terminar con las AFP, es volver los derechos a los chilenos y las chilenas. Los ciudadanos serán los que sabrán interpretar lo que está ocurriendo", dijo. El diputado electo Gonzalo Winter (MA) sostuvo que "lo que estamos diciendo es: este es el camino que hemos trazado, no seremos un obstáculo, pero tampoco se trata de andar mandado a la gente a votar por nadie".

La resolución de la mesa nacional se produjo un día después de que Revolución Democrática (RD) -el partido de mayor peso electoral de esa coalición- decidiera también, tras un plebiscito con sus militantes, no entregarle su apoyo a Guillier, apuntando a la "responsabilidad" que tiene el abanderado oficialista de convocar a quienes adhirieron al proyecto del Frente Amplio y haciendo un llamado al candidato a acoger medidas demandadas por la sociedad para, de esa manera, "derrotar a la derecha".

Varios en el bloque comentaban ayer que incluso esa última declaración sobre derrotar a la derecha -que fue planteada por el presidente de RD, Rodrigo Echecopar- es más enérgica que la resolución de la mesa del Frente Amplio, en la que no se hace ninguna mención a "derrotar" a Sebastián Piñera. Sólo se limita a reiterar -tal como lo han planteado anteriormente- que el abanderado de Chile Vamos significa un "retroceso".

En medio de este escenario, minutos después que la mesa nacional del Frente Amplio diera a conocer su resolución, el diputado Giorgio Jackson, principal referente de RD, publicó el comunicado a través de Twitter y comentó que "seguiremos empujando con fuerza las transformaciones que Chile demanda; esperamos que quienes nos apoyaron voten a conciencia el 17/12 y que no salga electo un gobierno de retroceso con Sebastián Piñera". En la misma red social, el diputado Gabriel Boric escribió que "llamamos a no votar por Piñera; depende de Guillier convocar a una mayoría para ganar en segunda vuelta".

Ninguno de esos mensajes sobre la necesidad de que no gane Piñera o el llamado a no votar por la carta de Chile Vamos, sin embargo, estaba planteado de esa manera en el comunicado de la mesa nacional. En ese contexto, el senador Andrés Allamand (RN) dijo ayer que "el Frente Amplio le da un portazo a Guillier", lo que fue retrucado por Jackson y Boric. "Lo interesante es que con este comentario tergiversado Allamand cree que le hace daño a la candidatura de Guillier, pero lo único que provoca es fortalecer la sensación de antipiñerismo en votantes", mientras que el segundo le pidió al senador de RN que "no trates de sacar provecho con lectura interesada: como Frente Amplio decimos claramente que Piñera significa un retroceso para Chile".

Comenta