Guillier sugiere aplazar proyecto de nueva Constitución si no hay consenso

Abanderado dice que si no hay acuerdo amplio “es mejor tirarlo para el otro gobierno”. El ex Presidente Lagos, por su parte, dijo que es la Presidenta quien debe resolver el tema.

Luego de que el lunes el Consejo de Observadores hiciera públicas las Bases Ciudadanas que sintetizan la fase participativa del proceso constituyente, los candidatos a la presidencia tomaron postura frente al tema. En particular, sobre los tiempos políticos que faltan para el camino hacia la nueva Constitución (ver etiqueta), una de las promesas de campaña de la Presidenta Bachelet.

Uno de los presidenciables que ayer se pronunció en extenso fue el candidato del Partido Radical, Alejandro Guillier. El senador independiente es de la idea de que el Ejecutivo aplace para el próximo gobierno el envío de la reforma constitucional (uno de los dos pasos que faltan), si es que no cuenta con el suficiente consenso social y político.

“Que lo envíen cuando esté maduro el acuerdo. Si no logran tener un consenso amplio, es mejor tirarlo para el otro gobierno. Para qué nos vamos a empezar a meter con un proyecto que no esté bien armado”, dijo a La Tercera el legislador por Antofagasta. “Yo creo que está un poco contra el tiempo, pero tampoco le puedes pedir a un gobierno que deje de gobernar un año antes, porque los gobiernos duran cuatro años”, agregó.

Asimismo, el legislador se refirió al método de asamblea constituyente para reformar la actual Carta Fundamental. “Estoy abierto a los mecanismos mientras sean participativos, pero no estoy claro cómo hacer esto de la AC, porque corremos riesgos. Puedes llamar a una elección parlamentaria y vota el 40% de la población y después llamas a una AC y vota el 20%, y los candidatos fueron los que perdieron en la otra y serán estos los que van a hacer la Constitución. Hay que ser prácticos, el mecanismo no es lo principal, lo importante es que haya participación”, sostuvo.

En una rueda de prensa, además, Guillier profundizó sobre el itinerario constitucional: “Lo importante es que los proyectos de ley se hayan validado socialmente (…), que no apresure los tiempos y que escuche a la gente”, añadió.

El énfasis del parlamentario en lograr acuerdos amplios ya tiene un antecedente. La semana pasada, el periodista valoró la “construcción de consensos con la derecha”, a fin de darles mayor fortaleza política a las reformas del Ejecutivo u otros eventuales proyectos, como la reforma previsional o de salud. El otro candidato oficialista, el ex Presidente Ricardo Lagos -proclamado el sábado por el PPD y quien tiene una elaborada propuesta constitucional participativa llamada “Nuestra Constitución”- también fue consultado ayer sobre el tema.

“Ella (la Presidenta Bachelet) tiene un compromiso, y si lo quiere hacer, me parece espléndido que lo haga. Otra cosa es lo que el Parlamento quiere hacer”, advirtió en el marco de un encuentro con trabajadores del transporte escolar realizado ayer en La Florida.

Pese a no responder si era partidario de postergar el debate, afirmó que será un tema crucial para el “futuro presidente”.

“Creo que un debate constitucional para un futuro presidente es muy importante. O sea, ese es un tema demasiado sustantivo como para que un presidente diga que no tiene idea. Ahí sí que hay que tener ideas y bien claras sobre cuáles van a ser las nuevas instituciones políticas para que se escuche a la gente. Ustedes han escuchado mi planteamiento, mis puntos de vista, no necesito explicárselo”, cerró el ex mandatario.

En todo caso, los tiempos que evalúa La Moneda para el envío de la reforma constitucional tampoco son precisos. Luego de una ronda de diálogos con los partidos políticos, el Ejecutivo espera enviar durante el segundo semestre su proyecto de nueva Constitución. En tanto, sobre la reforma al capítulo XV que habilita al Congreso a reformar la actual Carta Magna, Eyzaguirre señaló el lunes: “Lo haremos a la brevedad posible”.

Con todo, ayer La Moneda reconoció que este será un tema que se tomará la agenda de la elección presidencial. “Nosotros no tememos que las candidaturas presidenciales se constitucionalicen en la medida en que entendemos que la nueva Constitución es un proceso de país que trasciende este gobierno, que tiene una proyección más allá del año 2018”, dijo la vocera de gobierno, Paula Narváez.

Seguir leyendo