Boric versus Jadue



SEÑOR DIRECTOR

La derrota de Daniel Jadue pareciera haber traído un aire de alegría y sobre todo de tranquilidad a miles de chilenos.

Es como si el país, al borde de una desgracia inminente, hubiera zafado milagrosamente en el último segundo. El próximo gobierno ya no será comunista, ¿verdad?

Lo cierto es que las diferencias entre Boric y Jadue son meramente estéticas. Sus miradas sobre Cuba, Venezuela y un par de otros aspectos menores pueden parecer distintas, pero en el fondo estamos hablando de dos propuestas muy similares (por algo son compañeros de lista). Basta con leer sus respectivos programas de gobierno para darse cuenta que no hay motivo alguno para tanta alegría, ni mucho menos para estar tranquilos.

El futuro de Chile se ve igual de sombrío que hace un par de días.

José Miguel Rodríguez Sáez

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.