Nuevo presidente de la CPC


SEÑOR DIRECTOR

La elección de Juan Sutil como presidente de la CPC es una señal de que los empresarios no están leyendo con fineza la situación que vive el país. Tampoco parece haber mucha claridad de los desafíos que la empresa tiene frente al cambio que está produciendo el movimiento social por un lado y el evidente tránsito a una nueva era del capitalismo, donde no se podrá continuar con el modelo productivo tal cual ha funcionado en las últimas décadas, puesto que el cambio climático nos está mostrando que la naturaleza tiene un límite para su explotación.

Por lo mismo los desafíos acuciantes tienen que ver con la robotización, la inteligencia artificial, y por cierto el ciclo político que se abre con una nueva Constitución. El pergamino del señor Sutil, en particular el episodio de quitar la publicidad de sus empresas a CNN Chile por razones editoriales, refleja un temperamento carente de la necesaria flexibilidad y adaptación al entorno, imprescindibles en el momento actual. Esto lo agrava el hecho de que se le ha escuchado señalar que el estudio de las humanidades no contribuye a la formación de las nuevas generaciones y que se debería destinar más tiempo a las matemáticas e ingeniería.

El empresariado ya no puede seguir pensando que la tecnoeconomía es la matriz del éxito económico y que el rol fundamental de la empresa es la maximización de utilidades. Por el contrario, debe pasar a ser un articulador de contextos extra e intraempresas cada vez más complejos. Parapetarse en sus trincheras habituales para resistir los cambios solo agudizará la resistencia que el sector genera en amplios espacios ciudadanos con los que es urgente tender puentes.

Eugenio Correa

Presidente de Asfaltos Chilenos

Comenta