Pan para hoy y hambre para mañana




SEÑOR DIRECTOR

¿Es realmente la solución a las bajas pensiones el sistema de reparto “solidario”?

En este sistema los trabajadores activos pagan las pensiones de los jubilados. Pongámosle números, asumiendo el sueldo promedio actual de los cotizantes, $905.000, y una tasa de cotización del 16%.

Según la Cepal, hoy tenemos 3,8 trabajadores por jubilado. Destinando las cotizaciones de esos trabajadores a pagar pensiones, esta sería de $554.000, muy superior a la pensión promedio actual de $294.000 (incluyendo el aporte solidario).

Pero el país está envejeciendo. En 15 años más tendremos 2,5 trabajadores por pensionado y la pensión promedio, con menos trabajadores que aporten, bajará a $385.000 en el sistema de reparto solidario. Esa cifra es equivalente al promedio que tendrían los pensionados con el sistema mixto actual, si la cotización subiera a 16%.

En 30 años más, habrá 1,9 trabajadores por jubilado y una pensión promedio de $329.000 con reparto, muy inferior a los $427.000 que obtendrían los pensionados con el sistema actual.

Las pensiones por reparto serían muy buenas en el corto plazo, pero bajarían rápidamente por falta de recursos. El reparto solidario será pan para hoy y hambre para mañana. Pero el “pan para hoy” es muy atractivo para conseguir votos. Eso explica el entusiasmo de muchos políticos por el sistema de pensiones por reparto, a pesar de su negro futuro. Mejor alternativa es establecer una pensión base universal para suplementar las pensiones de los próximos 20 años.

Fernando del Sol S.C.

Fundación Ciudadanos en Acción

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.