Plebiscito seguro y participativo



SEÑOR DIRECTOR

En menos de 90 días está previsto que se realice el plebiscito para definir si como país nos daremos o no una nueva constitución. Lamentablemente, el proceso electoral se desenvolverá en medio de una pandemia que puede poner en jaque la participación electoral.

Afortunadamente, varios países han enfrentado elecciones en los últimos meses, lo que nos permite tener en cuenta sus experiencias para dar garantías para la salud de las personas que quieran ir a votar. En este sentido, no hay una única solución perfecta y hay medidas desde las higiénicas (distanciamiento físico, uso de mascarillas, entre otras) hasta el voto anticipado (ya sea en varios días o por medio de correo postal, por ejemplo). De lo que no cabe duda es que habrán cambios respecto a cómo hemos votado tradicionalmente.

Por esto, hay aspectos que son clave: un pronto y amplio acuerdo en el Congreso, idealmente basado en evidencia y las mejores experiencias; regular el vacío en el financiamiento de campañas; un plan que contemple distintos escenarios, con indicadores claros y preestablecidos; colaboración intersectorial entre entidades estatales y no estatales para acompañar el proceso y la toma de decisiones; y promover una comunicación amplia y efectiva sobre estos cambios, para una mejor comprensión y aceptación por parte de la ciudadanía.

Estamos contra el tiempo, pero con transparencia, colaboración y mucha comunicación, podemos sentar las bases para un plebiscito seguro y participativo.

María Jaraquemada H.

Directora de Incidencia, Espacio Público

Comenta

Imperdibles