La nueva apuesta de Lía Fernández

Con más de veinte años de trayectoria en la industria de la moda chilena –y con una renombrada boutique que lleva su nombre en el sector de Nueva Costanera–, Lía Fernández se acaba de embarcar en un nuevo proyecto junto a su hija: la tienda LíaValentina, que importa ropa cómoda y clásica para las tardes de verano.




Paula 1109. Sábado 24 de noviembre 2012.

Con más de veinte años de trayectoria en la industria de la moda chilena –y con una renombrada boutique que lleva su nombre en el sector de Nueva Costanera–, Lía Fernández se acaba de embarcar en un nuevo proyecto junto a su hija: la tienda LíaValentina, que importa ropa cómoda y clásica para las tardes de verano.

"Comodidad y sobriedad. Nada de excesos". Así definen Lía ernández y su hija Valentina Rojic (28) el estilo de la ropa que tienen en la tienda que acaban de abrir en Las Tranqueras, en una casa de paredes blancas, piso de parqué y decoración como de casa de playa, en la que reciben a sus clientas con frutillas, champagne y almendras. "Quisimos armar un espacio en el que las clientas se sintieran cómodas, como si estuvieran en el living de su casa", dice Valentina.

La idea surgió en uno de los viajes que ambas hacen todos los años a Italia. "Allá hay mucha vida de playa y de lago, y descubrimos que la gente para eso se viste diferente, más relajada que en la ciudad. Usan ropa diferente para esas instancias y acá en Chile no había una tienda que ofreciera esa alternativa", dice Lía, que conoce bien el estilo y los gustos de las chilenas porque hace más de 20 años que vende ropa italiana de lujo en Nueva Costanera, en Vitacura. Además de trabajar siempre cerca con ella, su hija Valentina, de 28 años, estudió Diseño y fue quien se hizo cargo de todos los detalles de la nueva tienda: diseñó los espacios, los adornos y los percheros, e incluso se hizo cargo de los ganchos perfectamente forrados en que cuelgan la ropa.

La primera colección, que bautizaron como Vacanza –feriado en italiano– es de líneas simples y cargada de fibras naturales con movimiento como cashmere, seda lavada, gasa y tejidos de algodón. Hay pañuelos, blusas, poleras, chaquetas, polleras y vestidos en colores neutros como nude, beige y blanco y tallas de la 38 a la 44. Todo muy atemporal y liviano.

Inspirada en la playa y el campo, la colección con que debuta la tienda líavalentina está compuesta por ropa de líneas simples y telas naturales. La mayoría de las cosas son de las renombradas marcas italianas Ermano Scervino y Blue Deep.

Marca con escudo

Para armar el logo de la marca, Lía y Valentina se inspiraron en los escudos que hace años usaban las familias y ciudades para identificarse. "Quisimos armar un logo que para nosotras tuviese sentido", dice Valentina. La L y la V son las iniciales de sus nombres; los laureles simbolizan la victoria; el ajedrez representa la lucha personal; y la flor está basada en los cornos –o cuernos– rojos que entregan los napolitanos para la buena suerte.

Comenta