Corte pide a Bolivia y Chile que invitados usen vestuario "apropiado" y respeten normas

Hay

Foto: ATON/Archivo

Mensaje -que incluyó una advertencia de que no se permitirá ingresar carteles- se entregó en una de las citas protocolares con representantes de ambos países. Este sábado comenzaron a llegar a La Haya los primeros integrantes de la delegación paceña: el agente Eduardo Rodríguez Veltzé y el exmandatario Carlos Mesa.




Fue un mensaje protocolar, en un contexto en el que estaban presentes representantes de ambas delegaciones y en el que se evitó ahondar. En los últimos días se han realizado -como es usual en la preparación de este y otros casos- al menos dos reuniones entre miembros de los gobiernos chileno y boliviano junto a autoridades de la Corte Internacional de Justicia, citas que se efectuaron esta semana en La Haya. Y en una de ellas -dicen quienes se enteraron del hecho- se abordó, entre otras materias, aspectos logísticos, de organización y de protocolo.

En uno de esos encuentros los representantes bolivianos consultaron sobre los invitados que pueden asistir mañana -lunes 1 de octubre- a la lectura del fallo, ya que existen poco más de 20 cupos para personas -además de las delegaciones oficiales- que quieran ingresar a las tribunas del Gran Salón de la Justicia, en el Palacio de la Paz, sede del tribunal internacional.

Esos cupos son en total -no para cada país- y se completan por orden de llegada, por lo que incluso ciudadanos o diplomáticos de otros países que estén interesados en este caso, por ejemplo, podrían ingresar, aunque usualmente algunos países optan por aprovechar que asistan invitados suyos.

Según las mismas fuentes, tras la consulta de los bolivianos, las autoridades de la corte hicieron una advertencia. Además de explicar el procedimiento que deben seguir esos invitados, pidieron que esas personas cumplan con ciertas normas y con un "vestuario apropiado". Además, enfatizaron en que no se permitirá que se llegue al tribunal internacional con carteles o pancartas.

Si bien el mensaje de la corte fue general y sin apuntar directamente a Bolivia -que mañana llevará una amplia delegación-, en el tribunal internacional no olvidan lo que ocurrió en marzo pasado, durante los alegatos orales de este juicio, con algunos invitados de ese país.

Aquella vez, un dirigente de la Central Obrera Boliviana (COP) ingresó con casco de minero y algunas representantes de una federación de mujeres campesinas aimarás fueron con sus trajes típicos.

Otro grupo se situó afuera de la corte portando carteles alusivos al objetivo boliviano de obtener un acceso al océano Pacífico.

Incluso, fuentes diplomáticas dicen que en esa oportunidad las autoridades de protocolo de la corte habrían manifestado a Bolivia, en privado, su disconformidad por lo ocurrido.

Primeros representantes de Bolivia

Este sábado, en tanto, comenzaron a arribar a La Haya los primeros miembros de la delegación paceña.

A las 10 am (horario de Holanda) llegaron en el mismo vuelo el agente Eduardo Rodríguez Veltzé -quien no estuvo el lunes 17 en La Paz en la reunión de Evo Morales con los exmandatarios bolivianos para analizar los escenarios del fallo como habían señalado asesores del gobierno boliviano- y el vocero de la demanda, el expresidente Carlos Mesa.

El domingo será el turno del agente chileno, Claudio Grossman, y del coagente y embajador ante Estados Unidos, Alfonso Silva, quienes -según está previsto- arribarán en el mismo vuelo, alrededor de las 10.00.

Comenta