Inhabilidades: oposición se resiste a incluir a ministros y subsecretarios

El ministro de la Segpres, Cristián Monckeberg, ha liderado la discusión de este tema por parte del gobierno. Foto: Cristóbal Escobar / Agencia Uno.

Debate sobre levantar restricciones para que autoridades postulen a otros cargos continuó ayer en el Congreso. Centroizquierda cuestiona que se supriman para quienes son designados por el Presidente. Negociaciones están cruzadas por la cada vez menos probable postergación de los comicios de gobernadores regionales.




Hasta total despacho sesionará hoy la comisión mixta que revisa la posibilidad de levantar una serie de inhabilidades ante el cargado calendario electoral de 2021.

La instancia fue convocada con el objetivo de votar un texto impulsado por el gobierno y que fue ingresado como indicación por senadores y diputados de Chile Vamos. Esa enmienda propone eliminar la exigencia que hoy pesa sobre las autoridades, las que, en caso de querer postular a un cargo distinto, deben renunciar un año antes de esas elecciones.

En ese sentido, se plantea modificar de forma permanente la Constitución y levantar esa inhabilidad cuando se trate de las elecciones de diputados, senadores, alcaldes, concejales, consejeros regionales y gobernadores regionales. Por ejemplo, en el caso de los alcaldes que quieran postular al Congreso en la próxima elección, estos no tendrían que renunciar a sus cargos en noviembre de este año, sino que solo una vez que su candidatura sea declarada ante el Servicio Electoral.

El nudo de las negociaciones entre el gobierno y la oposición, sin embargo, está centrado en que en todos esos comicios el Ejecutivo incluyó a los ministros, subsecretarios e intendentes. Esto, para levantarles también a ellos las inhabilidades.

De hecho, para el caso de las municipales de abril de 2021, la propuesta contempla que esas autoridades no deban renunciar con anticipación a sus cargos, sino hasta inscribir sus candidaturas, mientras que en otros procesos, como las elecciones parlamentarias, propone que renuncien el 11 de marzo del año en que se realicen los comicios a los que quieren postular.

La idea es resistida desde la oposición, desde donde le han notificado en público y en privado al gobierno que no darán sus votos para levantar las inhabilidades a autoridades designadas por el Presidente.

En la centroizquierda dicen que esa fórmula favorecería al oficialismo, por la visibilidad que tienen los miembros de un gabinete y los recursos de los que disponen.

Así lo dejó ver ayer el senador José Miguel Insulza (PS) en una tensa sesión de la comisión mixta, donde se negó a votar el texto propuesto y pidió segunda discusión. “Se insiste en algo que yo he dicho y lo voy a volver a decir: nosotros no vamos a aceptar (...) cambios en las inhabilidades de los ministros de Estado y subsecretarios”, afirmó el legislador, una postura que es compartida por el resto del comité socialista.

En el PPD, en tanto, su representante en la instancia, Pedro Araya, dijo que esa norma “tampoco tendrá el apoyo” de los senadores de su comité. “Probablemente lo que va a ocurrir es que se va a levantar a la inhabilidad a quienes ejercen cargos de elección popular y rechazar levantar la de ministros, subsecretarios, seremis e intendentes. Eso es lo que se ha estado conversando al interior de la oposición”, dijo después a La Tercera.

En la DC, de hecho, el diputado Gabriel Silber -quien también integra la mixta- pidió votación separada de las autoridades designadas versus las electas popularmente.

La senadora Ximena Rincón (DC) comentó, a su vez, que no le parece que se incluyan esas autoridades. Sin embargo, subrayó que “es distinto respecto de los alcaldes y concejales, a quienes les prorrogamos su vigencia de mandato”.

Desde Chile Vamos, la jefa de bancada de la UDI, María José Hoffmann, quien integra la comisión mixta, cuestionó la postura de la centroizquierda y sostuvo que “la oposición quiere otro traje a la medida”.

En el gobierno están conscientes de que este punto genera discrepancias y ven complejo que se logre aprobar. Cualquier modificación que se haga en este sentido requiere de los 3/5 de ambas cámaras del Congreso.

De hecho, en medio de la resistencia opositora y de algunos reparos en sectores del oficialismo, el ministro de la Segpres, Cristián Monckeberg, dio ayer una señal. “Si esta discusión se despeja y solamente vamos a avanzar con las autoridades elegidas, resolvamos respecto de esas autoridades elegidas, lo que es bien razonable”, afirmó en la comisión mixta.

Al cierre de esta edición, en tanto, se seguía discutiendo si levantar o no restricciones para otros cargos.

Elección de gobernadores

Las negociaciones por las inhabilidades han estado cruzadas también por la propuesta del Ejecutivo de aplazar los comicios de gobernadores regionales, desde abril a noviembre del próximo año.

La idea ha sido fuertemente resistida por sectores transversales del Congreso y cada vez se ve más complejo que pueda lograr el quórum que requiere para su aprobación.

Ayer, de hecho, 19 senadores difundieron una carta advirtiendo que no darán sus votos para posponer esas elecciones. La misiva, además de legisladores de oposición, estuvo firmada por los oficialistas Manuel José Ossandón (RN), Juan Castro (RN) y David Sandoval (UDI).

Sin embargo, en el gobierno aún no se cierran a esa idea y así lo dejó ver ayer Monckeberg. “Nosotros como gobierno lo consideramos necesario (...), razonable y prudente que en el Congreso se discuta”, dijo.

Así, hasta ahora el gobierno no descarta enviar un proyecto en ese sentido, aunque también se evalúa la opción de que sean algunos parlamentarios los que presenten una moción. Así lo manifestó ayer, por ejemplo, el senador Claudio Alvarado (UDI).

Comenta