María José Gatica (RN): “Si la derecha no entiende por qué perdimos la presidencial, no vamos a gobernar ni en 20 años más”

La senadora electa por Los Ríos entrega un diagnóstico crítico sobre el resultado del sector en las pasadas presidenciales. A su juicio, se necesitan cartas renovadas y entender las demandas de la ciudadanía. También reafirma que el senador Manuel José Ossandón es su carta para presidir el Senado.




La senadora electa por Los Ríos María José Gatica (37) es una de las apuestas fuertes de RN en este periodo parlamentario. No solo por haber sido la candidata a la Cámara Alta de la derecha que más votos sacó porcentualmente (21,79%), sino también por haber vencido a la histórica UDI Ena von Baer, quien buscaba reelegirse.

Gatica -quien antes perdió en la elección de gobernadores- ahora será un voto clave para la derecha en la Cámara Alta, que está empatada con el nuevo oficialismo, lo que obligará a la búsqueda de acuerdos.

¿Cuál será su prioridad legislativa llegando al Senado?

De profesión soy ingeniera constructora, entonces quiero estar metida en los proyectos de infraestructura de la región y del país. Para mí, uno de los temas más importantes es el de la vivienda. Trabajar por mejorar la vivienda social. No es justo que las familias tengan que esperar más de 20 años a veces para tener un subsidio habitacional y eso pasa. Es más frecuente de lo que uno se imagina. En Los Ríos se nota demasiado. Es una de las regiones que tiene mayor cantidad de déficit habitacional del país.

Se ha destacado como un hito que usted venció a la senadora UDI Ena von Baer. ¿Cómo evalúa ese hecho?

La ciudadanía hoy quiere cambios reales, y eso tiene que ver con rostros nuevos en política. Yo primera vez que voy a tomar un cargo que es elegido por votación popular y siento que esta fue una oportunidad que tomé de poder ir a la senatorial teniendo en cuenta que la senadora ya era un rostro visto, ya era una persona que se sabía cómo había trabajado estos ocho años. Y quizás yo también tenía claro cuál era el descontento que había de su trabajo. La propuesta que siempre entregué es que iba a ser una senadora presente de la región.

También se destaca que usted es joven y mujer, ¿es este el perfil que debiera asumir a la cabeza del sector?

Yo no creo que el género en este caso identifique o clasifique un liderazgo. Hombre o mujer tenemos el mismo valor. Existen nuevos liderazgos en la centroderecha que estoy segura darán que hablar, tales como la senadora Paulina Núñez, las diputadas Carla Morales y Paula Labra, entre otros. Lo importante es que la derecha tiene que entender por qué perdimos la elección presidencial, y si no lo entiende rápido no vamos a gobernar ni en 20 años más. Ese diagnóstico lo tenemos que evaluar rápidamente para que podamos tener resultados positivos a futuro con respecto a los nuevos liderazgos de la derecha, hay bastantes nuevos y esos tienen que haber entendido por qué perdimos, cuáles fueron los errores que cometió el sector. Y no me refiero al gobierno del Presidente Piñera, sino que me refiero a los errores que cometió la coalición en sí, en su conjunto.

¿Cuáles fueron esos errores?

El error que se cometió durante todo este periodo pasado de campaña fue que no supimos entender el diagnóstico de lo que quieren hoy día las personas. Chile hoy está pidiendo cambios y hay muchos del sector que no entendieron eso, que tomaron el estallido social como un acto delictual y no quieren todavía entender que, efectivamente, hay familias que lo están pasando mal, que hay personas que viven en desigualdad y que para que podamos tener paz y justicia social es necesario generar los cambios que hoy día la ciudadanía estima. Hoy día la ciudadanía votó por esos cambios. Si la centroderecha no entiende eso, difícilmente vamos a poder volver a ser gobierno. Tenemos que ser majaderos con ese tema y yo, por lo menos, siento que esa es una de las falencias que hoy día tenemos.

¿Cómo debiera ser la oposición al gobierno de Boric? Se habla de constructiva y fiscalizadora, pero lo cierto es que tienen mucho poder de negociación con el Senado empatado.

Lógicamente tiene que ser una oposición constructiva, aquí en lo personal yo estoy por las personas. Yo voy a trabajar por el bien de Chile y creo que tenemos que ser una oposición constructiva, no como la izquierda que en su momento -cuando recién partió la pandemia- lo primero que hizo fue unirse para sacar a los ministros. Son momentos en que tenemos que estar unidos, donde sobrepasa lo que significa el color político.

¿Cree que Chile Vamos debiera incluir al Partido Republicano en la coalición?

Sí, lógicamente. Mientras más somos, mucho mejor. Aquí lo importante es que tengamos la capacidad de conversar, que no seamos intransigentes, que no nos atrincheremos. Tenemos que ampliar nuestro espectro, no solamente atrincherarnos hacia un extremo, sino que ampliarnos hacia el centro. Y siento yo que eso fue lo que no se entendió en la elección presidencial. También podríamos generar una buena instancia con el Partido de la Gente. Hoy día el gran desafío es sumar y es abrir el espectro.

¿Cómo podrán ser una oposición unida si hay tantas divisiones al interior del bloque?

Siempre he sido partidaria de la conversación, de poder dialogar. Me he caracterizado siempre por ser muy transversal, entonces creo que cada uno tiene que colocar de su parte para que podamos lograr acuerdos.

Usted apoya a Manuel José Ossandón (RN) para la presidencia del Senado. ¿Qué ventaja tiene?

Creo que es la persona que tiene mejores cualidades en los tiempos que estamos viviendo, porque hoy día tenemos que trabajar de la mano con la Convención. Siento que tiene un mensaje transversal, puede conversar con todos los sectores políticos y de esa forma vamos a poder lograr grandes acuerdos. Hoy día el principal desafío es que la Convención logre sacar adelante el documento final, y que ese documento final, obviamente, traiga los mejores resultados para nuestro país. Es el senador con mayor votación de la centroderecha y, además de eso, también ha estado a favor del Apruebo. Entonces, qué mejor persona para sacar adelante este proceso importante que estamos viviendo este 2022 que Ossandón como presidente del Senado.

También usted ha sido una representante de la derecha social, una que viene de ser derrotada en la primaria con Mario Desbordes (RN). ¿Cómo volver a impulsar este movimiento?

La derecha social es símbolo de entender cuáles son los cambios sociales que hoy día la ciudadanía lleva pidiendo hace dos años, desde que partió el estallido social. La consigna de la derecha social es alejarse del mercado y entender que es necesario trabajar de la mano con el Estado. Ossandón hoy día es el mejor ejemplo, porque él partió con la derecha social. Y yo también, que estoy apegada a la derecha social. Cuando hablo de que voy a trabajar por las viviendas dignas de las familias chilenas estoy hablando de lo que significa la derecha social, que hoy día el Estado tiene que hacerse cargo de esta pega de la cual no se ha hecho responsable.

¿Le preocupa el futuro del Senado, respecto del rol que ha tenido la Convención Constitucional? Algunos constituyentes quieren eliminarlo.

No me preocupa. Soy nueva en esto. Si el Senado dura ocho años, cuatro o dos, a mí no me da miedo, porque esta es una nueva experiencia y la voy a tomar como eso. Probablemente las personas que tienen miedo son las que llevan muchísimo tiempo trabajando dentro del Congreso y el cambio sería mucho mayor.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.