CAP y posible ingreso de empresa china a Huachipato: "Siempre estamos mirando distintas opciones"

Ejecutivos de CAP

Al centro, Erick Weber, gerente general de CAP, y Raúl Gamonal, gerente de finanzas, recibiendo reconocimientos por el Informe Reporta de Deva.

El gerente general de la compañía, además, reconoce que la guerra comercial les afecta como importadores de materias primas y como exportadores de mineral de hierro. También dice que este mes reanudarán las operaciones del Puerto Guacolda 2.


Gran sorpresa y diversos comentarios generó en el mercado la noticia de que la compañía acerera CAP estaba en negociaciones con una empresa china para el eventual ingreso a su filial Compañía Siderúrgica Huachipato, donde entre las opciones estaría incluso que los asiáticos tomen el control.

Lo anterior, luego de que los propios ejecutivos de la firma lo mencionaran en un desayuno que sostuvieron con analistas e inversionistas a principios de agosto para presentar los resultados del segundo trimestre. En dicha ocasión también se comentó que podrían tomar una decisión al respecto durante septiembre u octubre.

En ese escenario, el gerente general de CAP, Erick Weber, se refirió al tema tras recibir dos distinciones por el Informe Reporta, realizado por la consultora española Deva: líder en el principio de relevancia y por tener el primer lugar en el sector Industrias y Servicios.

"Nosotros siempre estamos mirando distintas opciones, todas las opciones son válidas. Por lo tanto, no hay que quedarse con algo puntual", afirmó el ejecutivo, quien no quiso detallar si tomarán una decisión dentro de las próximas semanas.

Además, abordó el impacto de la guerra comercial entre Estados Unidos y China sobre la compañía, por ser una productora de commodities.

"La guerra comercial nos está afectado a todos, a unos más y a otros menos. Es un tema que está metiendo ruido en el mercado y, obviamente, que a nosotros como importadores de ciertas materias primas y como exportadores de mineral de hierro nos está afectando. Nos gustaría que se resuelva lo más pronto posible", sostuvo.

El ejecutivo agregó que "por el lado del hierro, obviamente que afecta por el nivel del precio y la oferta y la demanda, mientras que, por el lado del tipo de cambio, tenemos la contabilidad en dólares, por lo que es más fija y firme".

Desde que se inició la última escalada en las tensiones comerciales entre las potencias, el 1 de agosto, la acción de la empresa ha retrocedido 19%, mientras que en el año acumula una caída de casi 4%. A su vez, el precio del hierro que usa como referencia CAP descendió 24,25% en el mes, aunque en lo que va de 2019 completa un alza de 27,8%.

Economía local y reactivación del puerto

En paralelo, Weber entregó su visión sobre la economía local, que ha venido desacelerándose en los últimos meses.

"Está siendo afectada por el lento avance de las reformas. Yo creo que mientras no haya una certeza de que las reformas van en una dirección concreta siempre se genera un clima de incertidumbre, lo que conlleva el freno de las inversiones. Por eso es importante que se resuelvan pronto", aseveró.

También abordó los factores que incidirán en los resultados de la empresa para este año, donde un factor clave es la reanudación de las operaciones del Puerto Guacolda 2, de su filial Compañía Minera del Pacífico, que está detenido desde noviembre del año pasado tras un accidente. Desde ese puerto la firma despacha productos de la planta de pellets de hierro.

"El incidente del puerto se solucionará recién ahora en septiembre, lo que nos afectará más que el año pasado, por lo que esperamos un menor despacho que en 2018", reveló.

Sobre los resultados esperados para este año, indicó que "dependerá un poco de los precios y de la recuperación que podamos tener a partir de la reactivación del puerto".

Comenta