Alberto Fernández afirma que su principal preocupación es la pobreza que deja Macri

(Foto: AP) Alberto Fernández y Mauricio Macri en el debate de anoche en el auditorio de la Universidad Nacional del Litoral, en Santa Fe.

El candidato opositor, de 60 años, subrayó que la situación económica en Argentina "es muy mala".




El candidato argentino Alberto Fernández desestimó los temores sobre la influencia que podría ejercer la exmandataria Cristina Fernández de Kirchner en su eventual presidencia y afirmó que su principal preocupación es la pobreza que heredará del mandatario Mauricio Macri.

Fernández, favorito para las elecciones del 27 de octubre en las que Macri busca su reelección, dijo este miércoles a The Associated Press que con su compañera de fórmula se lleva "más que bien" al salir al paso de las versiones de que la exmandataria (2007-2015) podría condicionar su gestión.

"Trabajamos hace mucho tiempo, ahí no veo un conflicto. El problema de la Argentina no es Cristina, es lo que Macri ha dejado", dijo el candidato, quien se desempeñó como jefe de Gabinete durante el primer mandato de Fernández de Kirchner y la presidencia de su fallecido marido y antecesor Néstor Kirchner (2003-2007).

Fernández se alejó en 2008 de la entonces mandataria en medio de desacuerdos y fue muy crítico con su gestión. Pero en los últimos tiempos ambos se acercaron y, en una maniobra inesperada, Fernández de Kirchner desistió de pelear por la presidencia y lo eligió en mayo como cabeza de la fórmula del peronista Frente de Todos.

El opositor, de 60 años, subrayó que la situación económica en Argentina "es muy mala". "Lo sabemos todos los argentinos, lo sabe todo el mundo que Macri ha dejado muy mal al país, pero lo vamos a recuperar entre todos, no sólo yo", dijo.

Fernández conversó con AP luego de tomar examen a varios alumnos a los que imparte la materia de Teoría General del Delito y Sistema de la Pena en la Facultad de Derecho de la Universidad de Buenos Aires. El candidato ha continuado con la docencia -que practica desde hace años- en la recta final para los comicios.

Manifestó que su principal preocupación es la pobreza, que afecta al 35,4% de la población según los últimos datos del primer semestre de 2019.

"La pobreza se ha convertido en un gran problema", recalcó Fernández, para quien la salida de la crisis requerirá "pasar de la política de la imposición a una política de acuerdos" entre distintos sectores económicos y sociales.

Unos diez millones de argentinos son pobres, de los cuales 7,7% son indigentes, es decir, no tienen ingresos suficientes para cubrir una canasta de alimentos capaz de satisfacer las necesidades energéticas y proteicas básicas.

Comenta