Banco Mundial aprobó préstamo verde de US$80 millones para pymes latinoamericanas con proyectos de energías renovables o eficiencia hídrica

Mainstream asegura US$280 millones para seguir avanzando en proyectos de energías renovables en Chile

La Corporación Financiera Internacional (IFC) busca mejorar el acceso al financiamiento y reforzar las cadenas de suministro agrícola de Latinoamérica y el Caribe, las cuales se han debilitado a causa de la pandemia de COVID-19.




Un millonario préstamo que busca apoyar a las Pymes y agronegocios en América Latina y el Caribe, en la adopción y mejora de proyectos orientados a un uso más eficiente del agua, prácticas sostenibles y generación de energías renovables, es el que entregará la Corporación Financiera Internacional (IFC), miembro del Grupo del Banco Mundial.

Se trata de un préstamo verde de US$80 millones a la Latin American Agribusiness Development Corporation (Corporación Latinoamericana de Desarrollo de Agronegocios, LAAD), una empresa privada de inversión y desarrollo orientada a financiar proyectos de agronegocios en nuestro continente.

El paquete de financiamiento de IFC incluye un préstamo de US$50 millones a siete años de la propia cuenta de IFC y otro préstamo movilizado de Symbiotics SA por US$30 millones. El financiamiento ayudará a LAAD a mejorar el acceso al financiamiento para las Pymes y reforzará las cadenas de suministro agrícola de Latinoamérica y el Caribe, las cuales se han debilitado a causa de la pandemia de Covid-19.

Sobre este último punto, Martin Spicer, director de IFC en América Latina y el Caribe, recalcó que la pandemia del Covid-19 ha ejercido una enorme presión sobre toda la cadena de suministro de agronegocios y si bien las existencias mundiales de alimentos siguen siendo suficientes, los riesgos locales para la seguridad alimentaria han aumentado debido a las interrupciones de la cadena de suministro y al aumento de los precios.

“Con esta inversión, IFC busca respaldar y mejorar sus actividades de préstamo hacia activos climáticamente inteligentes en una categoría históricamente desatendida por el sector bancario. Estamos orgullosos de formar parte de los esfuerzos de LAAD para mejorar la vida y las condiciones económicas de los agricultores latinoamericanos”, señaló Spicer.

Por su parte, Gustavo Martínez, director ejecutivo de LAAD, destacó que “América Latina es un actor importante en la cadena de suministro de alimentos y, a pesar de los desafíos impuestos por la pandemia, su entusiasmo y esfuerzos por seguir aportando su parte para alimentar a parte de la población mundial no han disminuido y a medida que la población crezca, también lo hará la demanda de alimentos”.

Agregó que “LAAD se ha comprometido a adoptar y adaptar prácticas agrícolas climáticamente inteligentes para ayudar a los agronegocios y agricultores a producir una agricultura más sostenible. Este préstamo centrado en las finanzas verdes es una prueba de nuestro compromiso”.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.