Bolsas mundiales y el petróleo suben gracias al acuerdo comercial entre China y EEUU

wall street brazos arriba

El selectivo IPSA de la Bolsa de Santiago cerró con un aumento de 0,18%.




Los principales mercados del mundo subieron luego que se concretó la esperada firma del acuerdo comercial fase 1 entre EEUU y China, que pone pausa a la escalada de tensiones más reciente en materia arancelaria entre las mayores economías del mundo. Las alzas de las acciones fueron más bien moderadas debido a que la mayoría de los acuerdos firmados ayer eran conocidos y de alguna manera ya habían sido considerados en las cotizaciones.

Algunos expertos, de hecho, creen que igual habrá tensión en el marco del tránsito hacia la fase 2 del pacto.

En ese contexto, las acciones europeas agrupadas en el EuroStoxx anotaron un avance de 0,14%. Más temprano, en Asia, el Nikkei de Tokio escaló 0,07%, mientras que el Hang Seng de Hong Kong y el Kospi de Corea del Sur, aumentaron 0,38% y 0,77%, respectivamente.

En Wall Street, el Dow Jones subió 0,92%, el S&P 500 creció 0,84% y el Nasdaq anotó un alza de 1,06%. Cabe recordar que el mayor mercado del mundo se encuentra en máximos históricos. Esta madrugada ha publicado cuentas Taiwan Semiconductor, uno de los líderes mundiales de la industria de semiconductores, superando las previsiones, lo que generó un fuerte impulso al sector tecnológico.

En este contexto global, el selectivo IPSA de la Bolsa de Santiago cerró con un aumento de 0,18%.

En el mundo de las monedas, el dólar cayó frente a una canasta de seis divisas, entre ellas el euro, y se ubica en mínimos de ocho días. El franco suizo sigue fuerte tras marcar ayer récord en más de un año, en los 0,9631 francos por dólar, después de que Washington incluyera a Suiza en la lista de países que manipulan su moneda. Los expertos ven menos sencilla la intervención del banco central para debilitar el franco. El euro, por su parte, no marca cambios y cotiza en US$ 1,115.

El precio del petróleo, por su parte, subió a US$ 64,57 por barril, por la expectativa de que el acuerdo parcial China-EEUU generará una fuerte alza de compras de productos de energía estadounidenses.

Comenta