Ciberataque: Consorcio demanda a dos firmas de Hong Kong y dinero llegó a cuentas de DBS Bank

Una de estas firmas tiene su dirección en el mismo centro comercial que la empresa que demandó Banco de Chile.


Un total de US$1.980.045 es lo que busca recuperar Banco Consorcio en Hong Kong tras el ciberataque que sufrió el pasado 6 de noviembre. Así lo revela la demanda que presentó el banco el 21 de noviembre contra dos empresas: V Mag International Limited, y HK Wing Chun Trading Limited.

El escrito que presentó la entidad ante el Tribunal Superior de Hong Kong (High Court) detalla que el dinero llegó a dos cuentas que mantienen estas compañías en DBS Bank, entidad con matriz en Singapur.

En el caso de V Mag International Limited, pide que le devuelva US$989.035 que fueron transferidos a la cuenta 000201219. Por otro lado, la entidad solicita a HK Wing Chun Trading Limited que le entregue los US$991.010 que fueron transferidos a la cuenta 000193887.

La primera de estas firmas fue inscrita el 27 de julio de 2017 en el registro de compañías de Hong Kong, y tiene su oficina en Unidad 12, 14/F, Lippo Sun Plaza, 28 Canton Road, Tsimshatsui, Kowloon.

La segunda de estas empresas fue inscrita el 2 de agosto de 2017, y tiene su oficina registrada en 2902A, Ho King Commercial Centre, 2-16 Fayuen Street, Mongkok, Kowloon.

De hecho, este último es el mismo centro comercial de Hong Kong donde se ubica la oficina de una de las cuatro compañías a las que demandó Banco de Chile por el ciberataque donde le robaron US$10 millones.

Se trata de Ketuo Trade Limited, una firma que fue inscrita en el registro de compañías de Hong Kong en marzo de 2017 y que también tiene su oficina registrada en el Ho King Commercial Centre, sin embargo, son otras las oficinas donde se ubica: 18 y 18D, 27/F.

Con todo, todas estas sociedades fueron inscritas en esa región administrativa especial de China bajo la etiqueta de “compañía privada limitada por acciones”.

La devolución de dinero que pide Banco Consorcio ocurre “sobre la base de que las transferencias de fondos se produjeron como resultado del error de hecho y/o falta de consentimiento y/o falta de autoridad del demandante, conseguido por fraude y/o un ciberataque, enriqueciendo así injustamente a cada uno de los acusados en detrimento del demandante”, sostiene la demanda.

De este modo, la entidad solicita que ambas firmas le devuelvan los casi US$2 millones, y también una declaración hecha por cada uno de los demandados, donde señalen que tienen los fondos que recibieron, y los ingresos o sustitutos rastreables en un fideicomiso para el demandante. Es más, el banco también pide que le devuelvan el interés, y los costos.

En caso de que alguno de los acusados decida pagar el monto que exige Banco Consorcio, y US$10.045 por costos, se suspendería el procedimiento contra aquella compañía.

El escrito del banco fue presentado por el estudio de abogados multinacional Linklaters, que tiene sede en Londres, pero también tiene oficinas en unos 20 países, incluido Hong Kong.

Es este mismo estudio de abogados el que está liderando las demandas presentadas por la entidad ligada al grupo Luksic y Citibank por el ciberataque.

Con todo, los US$2 millones que le robaron a Banco Consorcio representan un 3,9% del total de las utilidades que acumulaba la entidad a octubre de este año. En tanto, para Banco de Chile, los US$10 millones representan el 1,4% a igual fecha.

Seguir leyendo