Esa parrilla: demanda por carne de vacuno se dispara para este restringido 18 de septiembre

La Asociación gremial de Plantas Faenadoras Frigoríficas de Carnes de Chile (Chilemeat) descartó alza en los precios y asegura que la cadena de abastecimiento está a salvo.




El típico asado del 18 de septiembre no sabe de crisis. Con esa expresión, el presidente de la Asociación gremial de Plantas Faenadoras Frigoríficas de Carnes de Chile (Chilemeat), Rafael Lecaros define la situación del rubro ad portas de las celebraciones de las Fiestas Patrias.

Aunque señala que la demanda de carne de vacuno se eleva considerablemente por estas fechas, apunta como un hecho “increíble” el que aun en pandemia y con las restricciones impuestas por el gobierno para evitar un rebrote del virus, “en lo que va de septiembre estemos viendo niveles exactamente iguales en términos de demanda a los registrados en 2019 cuando la situación del país era normal”, explicó.

Según sus estimaciones, la actividad registrada en las dos primeras semanas de septiembre, contrasta fuertemente con el 30% de caída en la demanda que experimentó el rubro en el mismo periodo del mes pasado.

Respecto de los precios, Lecaros descartó que se hubiese producido un alza. No obstante a eso, sí reconoció que existen algunos canales de venta donde sí ha aumentado, pero que de todos modos no es una situación generalizada, “de allí que el llamado es a cotizar muy bien antes de comprar”, remarcó.

Sin perjuicio de lo anterior, el líder del gremio descartó cualquier riesgo de ruptura en la cadena de abastecimiento, dado que pese a la crisis del Covid-19, “la producción de carne de vacuno ha crecido cerca de un 8% respecto a lo hecho en el año pasado y las importaciones se han mantenido exactamente iguales”, sostuvo.

Chile importa cerca del 20% de los lácteos que se consumen en el país, 40% en el caso de los granos y más del 50% de las carnes proviene de Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay que son sus principales proveedores.

Comenta