Escondida acoge llamado del gobierno y se abre a mediación, pero espera respuesta del sindicato

ANTOFAGASTA: Dirigentes de minera La Escondida, se refieren al paro que realizan los trabajadores en la faena

La compañía comunicó su intención de dialogar, pero no confirmó si pedirá la mediación de la DT. Gremio de proveedores mineros manifestó ayer su preocupación por los impactos de una eventual huelga.




El llamado al diálogo realizado por el gobierno para evitar una nueva huelga fue escuchado por Minera Escondida. La empresa perteneciente a BHP comunicó ayer que está disponible para seguir buscando espacios de conversación con el sindicato y así evitar una nueva paralización que se sume a la de 44 días desarrollada en 2017.

Pese a lo anterior, la minera no confirmó si solicitará la mediación a la Dirección del Trabajo (DT) en forma unilateral, instancia a la cual puede acudir hasta el lunes a la medianoche y que es clave para evitar que la huelga, ya aprobada por los trabajadores, se inicie el martes a las 8 AM.

"Como compañía, hemos recibido el mensaje de la autoridad regional (el intendente de la Región de Antofagasta, Marco Antonio Díaz), y por nuestra parte estamos disponibles a seguir buscando espacios de diálogo. Por ello es que le hemos manifestado al intendente nuestra disposición a poder hacer uso del espacio de la mediación", indicó el vocero y vicepresidente de Asuntos Corporativos de la firma, Patricio Vilaplana.

"Ahora esperamos conocer si el Sindicato N°1 está disponible para dialogar sin condiciones y aceptar este llamado que ha hecho la autoridad regional", añadió.

No obstante ello, fuentes del sindicato reiteraron que no solicitarán la mediación, ya que se espera que sea la empresa la que dé el paso como señal de flexibilidad.

En ese sentido, la Ley Laboral, establece que la primera mediación -que dura cinco días- puede ser pedida por cualquiera de las partes, estando ambas obligadas a sentarse a conversar. Sin embargo, su prórroga -que también tiene una duración de cinco días- debe ser solicitada de común acuerdo.

"Si la empresa intenta conversar con nosotros en esta pasada, estamos disponibles. Vamos a seguir trabajando este fin de semana, pero si ellos quieren irse a sus casas en Santiago a descansar, entenderán que la mediación está demás", dijo ayer el vocero del sindicato, Carlos Allende a ADN Radio.

En este contexto, en los últimos días, los ministros de Hacienda y Minería, también llamaron a las partes a dialogar, preocupación que incluso habría implicado reuniones entre la minera y el Ministerio del Interior.

Fuentes cercanas al ejecutivo, en tanto, señalaron que desde el gobierno se esperaba que la última propuesta de la compañía, de $18 millones, fuera aceptada por al menos el 30% de los trabajadores, lo que no resultó, llegando este número sólo al 16%.

Proveedores

Ayer, la Asociación de Proveedores Mineros (Aprimin) manifestó su "extrema preocupación" e incertidumbre por los perjuicios económicos que la huelga podría tener.

"De concretarse esta huelga, se afectaría negativamente la necesaria estabilidad e institucionalidad que requieren proyectos y operaciones mineras en el largo plazo, dañando la imagen país", dijo Aprimin. "Esta situación afectaría gravemente la empleabilidad y competitividad de los proveedores de la minería en Chile (...). Instamos a las partes al diálogo y disposición para alcanzar un acuerdo lo más pronto posible que pueda evitar una dañina huelga", concluyó.

Comenta