Fondos de BlackRock invierten y fijan sus apuestas en el negocio de la marihuana

Autor: Bloomberg

Con una capitalización de mercado de aproximadamente US$2.300 millones, Curaleaf es la tercera firma de cannabis más valiosa de EEUU.


BlackRock Inc. está vertiendo fondos en la creciente industria del cannabis, a medida que los inversionistas institucionales lidian con las apuestas sobre la marihuana.

Cinco fondos de BlackRock que están siendo administrados activamente se han convertido en el mayor inversionista institucional de Curaleaf Holdings Inc., el operador del dispensario que anunció el miércoles que planea vender sus productos derivados de la marihuana en más de 800 tiendas de CVS Health Corp.

Con una capitalización de mercado de aproximadamente US$2.300 millones, Curaleaf es la tercera firma de cannabis más valiosa de EEUU y ha aumentado 45% este año. Maneja 42 dispensarios en 12 estados.

Si bien la participación de BlackRock en Curaleaf es de solo US$11 millones, hace que la empresa se convierta en precursora en un sector que lucha por recibir inversión institucional.

A pesar de que la marihuana es legal en Canadá, la prohibición federal de la misma en EE.UU. ha planteado obstáculos para las compañías de marihuana locales y para las empresas que buscan invertir en ellas.

Estados Unidos clasifica a la marihuana como una sustancia ilícita, aunque es legal para uso recreativo en 10 estados.

Esto ha hecho que muchos bancos e inversionistas institucionales se mantengan alejados de la marihuana en EE.UU., aún cuando las ventas de marihuana legal aumentaron el año pasado, excediendo los US$10.000 millones.

Curaleaf actualmente opera dispensarios en estados como Nueva Jersey, Nueva York y Massachusetts. La compañía también se ha expandido a través de adquisiciones, presionando en Nevada y California con acuerdos recientes valorados en aproximadamente US$100 millones.

Algunos inversionistas estadounidenses que buscan formas de invertir dinero en la industria de la marihuana han atraído a compañías que no se ocupan directamente del cultivo, la distribución o el procesamiento de la planta de marihuana, lo que facilita las cosas para los equipos de cumplimiento de grandes administradoras de dinero.

Si bien las compañías canadienses de marihuana han disfrutado de un acceso más completo a los mercados de capital, la posibilidad de que se levante la prohibición de EE.UU. daría a los grandes administradores de activos y compañías públicas una razón para seguir avanzando en la industria.

Seguir leyendo