La advertencia del Banco Central: si no hay acuerdos transversales de los actores sociales "el panorama para economía será más sombrío"

banco central senado

El IPoM señala que "una condición clave para que este escenario se cumpla, es que la incertidumbre se reduzca  significativamente y que los distintos sectores económicos puedan retomar sus procesos productivos".


La crisis social que azota el país desde el 18 de octubre cruzó el Informe de Política Monetaria del Banco Central.

Y en uno de sus principales mensajes fue que si no se logran acuerdos transversales entre los distintos actores sociales, la evidencia muestras "un panorama para la economía que será significativamente más sombrío, donde incluso el empuje conjunto de la política monetaria y fiscal será insuficiente para evitar una recesión y un aumento persistente del desempleo".

Para el BC, la crisis social generó cambios importantes al escenario macroeconómico. Por lo pronto, ha afectado negativamente la actividad de corto plazo. En octubre, el Imacec anotó una caída anual de 3,4% (-4% el Imacec no minero), producto de diversas disrupciones que afectaron a todos los sectores económicos, incluyendo daño y destrucción de instalaciones, dificultades de traslado de los trabajadores y la reducción de horarios de operación.

De acuerdo al reporte, las caídas más marcadas se observaron en el comercio, la producción manufacturera y distintas líneas de servicios, como educación, transporte, servicios empresariales y restaurantes y hoteles. Esto, sucedió después que en el tercer trimestre la economía mostrara un crecimiento superior al de la primera mitad del año, en línea con lo proyectado en el IPoM de septiembre.

La experiencia internacional

Así, para el ente rector, dado el origen de la incertidumbre, su reducción depende de que se generen acuerdos transversales entre distintos actores sociales. "La evidencia de episodios similares en otros países, muestra que aquellas sociedades que han logrado acuerdos que mejoran la institucionalidad y gobernabilidad pueden transitar por estos cambios profundos con efectos acotados en la actividad y el empleo".

Por esta razón, el escenario base del Central  "supone un patrón de recuperación de la economía que se inicia incipientemente en diciembre, y luego prosigue con una mejoría paulatina de la demanda".  Para ello, "una condición clave para que este escenario se cumpla, es que la incertidumbre se reduzca  significativamente y que los distintos sectores económicos puedan retomar sus procesos productivos".

Comenta