Rubén Gajardo

Rubén Gajardo

Escuela de Kinesiología, Universidad Austral de Chile

Qué Pasa

La prevención de lesiones también es parte del entrenamiento de un corredor

Agencia Uno

Muchos corredores entrenan teniendo como únicos objetivos llegar a la meta y mejorar sus tiempos. Pero no todos lo logran porque las lesiones pueden perjudicar su rendimiento incluso antes de la carrera.


Correr es uno de los más populares tipos de actividad física, debido a su accesibilidad y bajo costo económico. A esta, se le atribuyen beneficios tanto de salud física como mental, asociado a cambios positivos en el estilo de vida de los corredores. Pero a pesar de estos importantes beneficios, el correr también trae consigo un riesgo inherente a lesionarse.

Para poder prevenir las lesiones es necesario conocer la magnitud del problema y cuáles son los factores asociados a estas.

Uno de los factores de riesgo más importantes es entrenar o competir con una lesión previa. Nuestro equipo de investigación realizó un estudio en corredores de trail running que participaron de “Torrencial Trail 2017”, en el que encontramos que casi un tercio (31.5%) de los corredores padecía una lesión en las 4 semanas anteriores a la competencia, generando en la mayoría de ellos (77,7%) cambios en su preparación o pérdidas de días de entrenamiento. Un 41% de los corredores lesionados manifestó que el origen de ésta fue gradual, es decir molestias generadas con el entrenamiento, las cuales fueron incrementando, hasta en algunos casos no permitir continuar con el programa de entrenamiento.

Para prevenir estas lesiones se recomienda que el corredor siga un plan de entrenamiento desarrollado en conjunto con un profesional de la actividad física, en donde se planteen objetivos deportivos atingentes a la condición basal del deportista.

Debe existir una correcta planificación anual de las cargas de entrenamiento y una calendarización óptima de las carreras que se ajusten necesariamente a su condición, de esta manera poder ir aumentando las exigencias en el entrenamiento y posteriormente en las distintas competencias o carreras. Otros aspectos, como periodos de descanso acorde, nutrición e hidratación, son elementos que acompañan y aseguran una buena performance. Además, estos programas deben ir acompañados de un plan que ayude a prevenir lesiones, no sólo la mejora de la performance física, basados principalmente en ejercicios neuromusculares (técnica de carrera, coordinación y balance) y fortalecimiento de los miembros inferiores y core (musculatura del abdomen y parte baja de la espalda).

Esta información es importante para que el equipo multidisciplinario que prepara a los corredores, en general, y los corredores en particular, puedan desarrollar estrategias preventivas que permitan reducir sus lesiones, mejorar su rendimiento deportivo.

 

  • “Torrencial Trail 2017”

Investigador Responsable: Rubén Gajardo Burgos,
Co-investigadores: Manuel Monrroy Uarac, Yessenia Norambuena Noches y Mauricio Barría Pailaquilén de la U. Austral); y Manuela Besomi de la U. del Desarrollo



Seguir leyendo