¿Qué plan de alimentación es adecuado para empezar a trotar?


La primera regla es nunca salir a correr en ayunas. Si alguien trota durante unos 30 minutos sin haber comido antes, el organismo no funcionará correctamente, exponiéndose a sufrir mareos, fatiga e incluso podría tener una baja de glicemia.

Por ello, es importante que tener presente los siguientes consejos:

Qué comer antes. Para comenzar a trotar es aconsejable ingerir por lo menos media hora antes alimentos que contengan carbohidratos como frutas, tostadas y cereales. Estos últimos en porciones no muy abundantes, porque el trote provoca rebote y hay personas que pueden sufrir trastornos gastrointestinales o nauseas.

Comer después. Luego de realizar el deporte también es importante alimentarse. ddurante las dos horas posteriores es recomendable ingerir comidas sin azúcar como huevos, frutos secos o lácteos descremados, para que el cuerpo utilice la grasa quemada durante el ejercicio.

Agua para hidratarse. Es importante antes, durante y después del ejercicio. Con el sudor se pierde líquido y electrolitos, por ello es vital mantenerse bien hidratado con agua natural.

No se recomiendan las bebidas energéticas. Contienen mucha cafeína y deshidratan. Además, numerosas investigaciones develan que su ingesta continua puede provocar serios problemas de salud como arritmia, hipertensión e insuficiencia cardiaca.

¿Bebidas rehidratantes? En general, para hidratarse con el agua de la llave es suficiente. Pero si la actividad física dura una hora o más o es sumamente intensa, una buena alternativa son las bebidas rehidratantes o isotónicas, porque contienen cloruro de sodio, azúcar, potasio y otros minerales que nos permiten una mejor y más rápida rehidratación. Pero cuidado, tienen muchas calorías así que hay que beberlas con moderación.

Adultos mayores. Este grupo etario se deshidrata un poco más, por lo que se aconseja que estén pendientes de beber agua antes y después de haber realizado el trote. La especialista sugiere hidratarse unos 30 minutos antes, porque mucho líquido puede provocar trastornos gastrointestinales producto del rebote durante el trote. “Si sale en la mañana, como mínimo debe haber tomado un vaso de agua para estar suficientemente hidratado en caso de sudar mucho. Una buena idea es andar con una botella de agua.

Bajar kilos. Si el objetivo es perder peso, lo mejor es consultara con un nutriólogo o nutricionista para que, además de ayudarte a lograr tu meta, te haga un plan alimenticio de acuerdo a tus preferencias y estado de salud.

* Nutricionista de Centros Médicos Vidaintegra.



Seguir leyendo