El Manchester City es una aplanadora

Los ciudadanos, con Claudio Bravo en la banca, golearon 5-0 al Crystal Palace y siguen punteros en la Premier League.


El Manchester City no para de ganar. Y de golear. Con Claudio Bravo en la banca, los Ciudadanos vencieron al Crystal Palace por 5-0, últimos en la tabla con solo 4 puntos de 18 posibles.

Los primeros veinte minutos del partido consistieron en un monólogo celeste. El City machacaba la defensa de los visitantes utilizando los laterales constantemente. Benjamin Mendy, el flamante lateral izquierdo que llegó esta temporada a Manchester, era la principal carta de ataque gracias a sus constantes subidas por el flanco siniestro.

Por si fuera poco, el poderío del ataque citizen se complementaba con Sterling y Sané. Este último, pasando por un gran momento futbolístico pese a su juventud. Agüero, en tanto, participaba poco, ya que las ocasiones más claras provenían de los pies de los dos extremos antes mencionados. El argentino buscaba convertirse en el máximo goleador en la historia del Manchester City.

No obstante, a los 19′, en un arrebato de otro partido, Loftus-Cheek, volante del Palace, urdió una jugada personal que culminó con un remate al palo que silenció el Etihad. Fue un hito en el partido, ya que marcó el despertar del Palace. El desorden mostrado en un comienzo se borró. Con un buen movimiento del balón, se adueñaron del partido y los locales se tornaron erráticos.

A los 27′ casi convierten, nuevamente por una ocasión desperdiciada de Loftus-Cheek. El enojo de Pep Guardiola en la zona de técnicos era claro. Pero la tranquilidad vendría a un minuto del término del primer tiempo, cuando Silva cedería un pase magistral a Sané, que con clase y por arriba sobrepasó al defensor que salía a cortar, para luego batir al portero Hennessey con la punta del zapato.

El golpe psicológico fue evidente. Seis minutos tras el inicio del segundo tiempo, Sterling convertiría el segundo gol tras pase de Sané. Ocho minutos más tarde volvería a repetir Sterling, ahora con una asistencia de Agüero.

Finalmente, a los 79′ vendría el ansiado gol para el transandino, que está a solo dos goles de convertirse en el goleador histórico del club. Además, alcanzó su gol número 300 en clubes durante su carrera. A los 88′, Fabian Delph anotaría el golazo del día tras rematar desde la esquina derecha del área, y colocarla en vértice contrario de la portería del Palace.

Así, el City continúa con pie firme en la lucha por la Premier League. Está puntero junto al United, aunque los citizens los superan por diferencia de goles.

Seguir leyendo