Donald Trump firma ley de presupuesto

El Presidente Trump en una reunión con miembros del Congreso, el martes.

El Mandatario dijo que la norma aprobada en el Congreso garantiza por seis semanas el funcionamiento del gobierno federal.


Tras intensos debates, un cierre del gobierno federal por ocho horas en la noche, que muchos de los estadounidenses no notaron, el drama por el presupuesto se terminó. El Presidente Donald Trump firmó una ley sobre presupuesto temporal aprobada en la madrugada de ayer por el Congreso y que reabrió su gobierno hasta el 23 de marzo.

“Acabo de firmar la ley. Nuestros militares serán más fuertes que nunca antes”, anunció el Mandatario en un mensaje escrito en su cuenta de Twitter, y añadió que la sanción de la norma significa “empleos, empleos, empleos”.

El proyecto extiende hasta el 23 de marzo el financiamiento del gobierno federal y en ese período los legisladores deberían tener tiempo hábil para transformar este acuerdo presupuestario temporal en una propuesta de ley permanente.

El acuerdo ofrece a Trump la posibilidad de cumplir con una de sus promesas de campaña: el alza del presupuesto militar, aumentando el techo de la deuda hasta marzo de 2019.

La oposición demócrata obtuvo de su lado un aumento similar para gastos no militares, como la lucha contra los opiáceos, la cobertura médica para niños pobres, inversiones en infraestructura, y una ayuda de casi US$ 90.000 millones para los Estados devastados por huracanes e incendios en 2017.

De acuerdo con el diario The New York Times, el aumento podría llegar a casi US$ 300.000 millones de fondos adicionales en dos años para programas militares y no militares.

Cuando anunció la firma de la ley, Trump no se contuvo y aprovechó de criticar a los demócratas y hacer un llamado de cara a las elecciones de medio mandato en noviembre. “Este proyecto de ley es una gran victoria para nuestros militares, pero fue mucho desperdicio de tiempo para conseguir los votos de los demócratas”, continuó. “Afortunadamente, el (programa migratorio) DACA no fue incluido en este proyecto de ley y las negociaciones están para comenzar ahora!”. “Deben elegir más republicanos en las elecciones 2018”, añadió.

Los demócratas también tuvieron divisiones y disputas, especialmente por el descontento de los más progresistas al no vincular la medida sobre el gasto a protecciones para los “dreamers” o inmigrantes que fueron llevados al país de forma ilegal cuando eran niños. La mayoría de los demócratas se opuso a la medida, siguiendo el ejemplo de la líder de la minoría en la Cámara Baja, Nancy Pelosi, que fracasó en su intento que la ley incluyera a estos jóvenes inmigrantes.

Seguir leyendo