*

Política
Compartida
Actualizado el 18/11/2017
Estás leyendo:Las nuevas dudas del fiscal Guerrero sobre el ataque a Rossi apoyadas en equipos de vigilancia

Las nuevas dudas del fiscal Guerrero sobre el ataque a Rossi apoyadas en equipos de vigilancia

Las capturas reveladas de las cámaras de seguridad del sector ponen en duda la versión del candidato a senador y el hecho que las supuestas amenazas anónimas hayan sido encontradas al reverso de las recetas médicas del propio Rossi abren más interrogantes sobre el caso.

Las nuevas dudas del fiscal Guerrero sobre el ataque a Rossi apoyadas en equipos de vigilancia

El pasado miércoles el candidato a senador Fulvio Rossi llegó por sus propios medios al Hospital de Iquique luego de haber sido atacado al interior de su comando en dicha ciudad. El candidato al Senado aseguró a Carabineros durante la toma de declaraciones que su atacante “era una persona de raza negra y con acento extranjero”.

Tras ello, ayer el senador presentó ante el Juzgado de Garantía de Iquique, una querella por delitos de amenazas, lesiones y atentado contra la autoridad.

Sin embargo, las imágenes revisadas de tres cámaras de seguridad del perímetro, los resultados de las pericias realizadas al arma blanca, la gravedad de sus lesiones y el hecho que las hojas de las supuestas amenazas a Rossi hayan sido escritas al reverso de las recetas médicas de él, han aumentado las dudas que tiene el fiscal jefe de Iquique, Gonzalo Guerrero.

Según informó 24 Horas, medio que tuvo acceso al registro de las cámaras de seguridad del sector, tanto públicas y privadas, en tres horas de registro continúo, no dan cuenta de ningún sujeto que ingrese o salga del recinto con las características señalada por el candidato independiente.

“Por las cámaras que hemos visto hasta el momento, no hemos podido establecer, tanto en el radio cercano como en el radio más lejano, la presencia de una persona con los características señaladas en ese momento”, explicó Guerrero.

Además según señaló el persecutor al medio anteriormente citado, otro factor dentro de la investigación ha sido haber encontrada el arma blanca, con la presuntamente se había llevado a cabo el ataque. Sin embargo, ésta no tiene rastros de sangre. “Es un cuchillo que mantenía en ese momento la punta un poco húmeda. No hay visualmente una observación de sangre”.

Otro indicio que aumenta las dudas del caso es el hecho que las supuestas amenazas que habría recibido Rossi, y que fueron denunciadas por miembros de su comando, estaban escritas al reverso de recetas médicas del propio Rossi.

Finalmente, Guerrero asegura que los informes médicos del Hospital de Iquique y del SML son contradictorios. Según relato el fiscal, “el médico que lo atendió verificó un TEC simple o leve referido al golpe en la cabeza, y además lesiones cortantes a nivel abdominal y esas las calificó de ‘menos graves’. Posteriormente, el SML calificó estas lesiones de ‘leves'”.

Comentarios
Cargar comentarios
Papel digital