Críticas al team Chile

Foto: @juegosolimpicos/Twitter.




SEÑOR DIRECTOR

Es curioso como en Chile la gente tiene la capacidad de volverse experta en cuestión de días según las circunstancias lo ameriten, ejemplo más reciente es la crisis sanitaria, donde en redes sociales abundan epidemiólogos que solucionarían la pandemia en cuestión de días de quererlo. Hoy aquellas personas mutaron en especialistas deportivos, a razón de la celebración de los JJ.OO. Tokio 2020.

Días antes del inicio nos volvíamos a unir como país, como un solo pueblo bajo la misma bandera, los mismos colores, olvidándonos por momentos de las discrepancias políticas, sociales, o cualquiera otra existente. Sin embargo, y recién iniciada la inauguración de los Juegos, ya brotaban las primeras críticas injustificadas centradas en el vestuario utilizado por nuestros deportistas, y con el pasar de los días y las competencias estas murmuraciones solo han crecido, vociferando contra un supuesto “pobre” rendimiento de los representantes chilenos.

Las criticas siempre son bienvenidas, nos ayudan a mejorar, a reconocer nuestros errores y crecer, sin embargo, aquellas que solo son realizadas bajo un manto de envidia y una supina ignorancia de lo arduo que es lograr la clasificación a la cita de los cinco anillos, no hacen más que desincentivar la práctica del deporte, especialmente en nuestras generaciones más jóvenes.

Una de las frases más suscitadas es “pero entrenan todos los días, deberían de obtener medallas”, ¿y es que acaso los otros deportistas de todas las naciones del mundo no entrenan todos los días?, ¿es que quien se escuda tras esa frase, que (me imagino) trabaja todos los días y da lo mejor de sí mismo cada día, es el mejor en lo que hace? Quizás la respuesta sea no, pero no por eso, se debe dejar de buscar la excelencia en su labor sea cual sea, lo mismo va para nuestros abanderados.

Sentencia repetida, pero no podemos obviar el sacrificio que representa el ser un deportista de alto rendimiento en Chile, el tener que compatibilizar muchas veces sus entrenamientos con un trabajo formal que permita subsistir, y un largo etcétera de circunstancias que atenúan el correcto desarrollo de su disciplina. No, es más fácil atacarlos en redes sociales, sin conocer su trayectoria, sin conocer las diferencias presupuestarias e infraestructura entre países.

José Tomás Pacheco Juri

FISU Student Ambassador Chile

Nadador

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.