Presidenta de RD en vísperas de reunión con Chadwick: "Nos cansamos de estar en una oposición que no sale a proponer"

Catalina Pérez

Catalina Pérez, presidenta de Revolución Democrática. | Foto: Agencia UNO

La diputada Catalina Pérez le planteará al ministro del Interior una batería de proyectos en la línea del acuerdo para reformas las instituciones que impulsa el gobierno.




"Creemos que el gobierno hoy día nos ha dado la razón con la serie de reformas a la institucionalidad que pretende hacer. Hoy hay un escenario abierto para cambios políticos y es lo venimos planteando hace cinco años".

Con esas palabras, la diputada y presidenta de Revolución Democrática, Catalina Pérez, anticipa a La Tercera el ánimo con el que llegará este miércoles a la reunión en La Moneda con Andrés Chadwick. En la cita, RD presentará un paquete de medidas que espera el ministro del Interior acoja. Entre ellas, la rebaja a los sueldos de los altos funcionarios del Estado, la unicameralidad y la segunda vuelta municipal, todo en el marco de una Asamblea Constituyente.

-¿Cuáles son los principales puntos que plantearán en la reunión con el ministro?

-Hemos sostenido reuniones con diversos partidos de oposición, partimos con el PC, el FRVS, el PRO, el PS, e incluso con la DC, porque nos parece relevante poner en el centro de la política nacional las reformas a la institucionalidad que hoy día los chilenos exigen. Ante la propuesta de reducción de número de parlamentarios le decimos al gobierno que es necesario doblar la apuesta y somos partidarios de rebajar la dieta parlamentaria, con eso nos ahorraríamos para el Estado $10 mil millones de pesos. Estamos hablando de Congreso unicameral, con eso nos ahorraríamos para el Estado $14 mil millones de pesos. Si hoy día el compromiso del gobierno gira en torno al fortalecimiento de la democracia comprometámonos también con la segunda vuelta municipal para alcanzar municipios de mayoría, comprometámonos con presupuesto para la aplicación de la ley de cuotas y pongámosle urgencia. Hoy día hay una agenda abierta y de RD la venimos liderando hace más de cinco años y esperamos poder también liderarla en la oposición y planteársela al gobierno.

-Este acuerdo nacional que quiere impulsar el gobierno, ¿usted lo interpreta como una señal hacia la oposición?

-Entiendo que el gobierno quiera abrir puentes de diálogo cuando apenas alcanza un 30% de aprobación. Me imagino que el gobierno ve en la agenda de rebaja a los parlamentarios, una agenda casi tan popular como la de reducción de la dieta parlamentaria, una oportunidad para ponerse al frente de las reformas que Chile requiere. Ahora, evidentemente, como hemos estado siempre disponibles a conversar vamos a seguir haciéndolo y esperamos que el gobierno tenga una voluntad real de introducir estas reformas.

-¿La nueva actitud en RD abre una posibilidad de llegar a eventuales acuerdos con el gobierno?

-RD siempre, siempre ha estado disponible a conversar, lo hicimos en marzo y lo estamos haciendo ahora con el comité asesor para la COP25, lo hicimos con los grandes acuerdos nacionales en infancia y seguridad. Pese a que el gobierno nos trate de obstruccionistas, de antipatriotas, vamos a seguir teniendo esas conversaciones porque lo que nos interesa es generar agendas claras que permitan cambiarle la vida a las personas. Desde RD vamos a continuar impulsando estas agendas porque nos pertenecen. Ya nos cansamos de estar en una oposición que no sale a proponer que no sale a mirar a Chile y proponerle cambios sustanciales para la vida de los chilenos y chilenas.

¿Esto de ser más propositivos, tiene que ver con acudir a La Moneda a conversar los proyectos?

-Creo que lo que hoy día Chile necesita es una oposición capaz de coordinarse y articularse en torno a una agenda compartida. Por eso digo que desde RD nos cansamos de ser parte de una oposición que no actúa como oposición y que no sale a proponer. Hemos hecho todos los esfuerzos para generar esas articulaciones y los vamos a seguir haciendo, vamos a seguir agendando todas las reuniones que sean necesarias para alcanzar ese objetivo.

-Al parecer en el Frente Amplio no todos los partidos tienen esa misma disposición. Durante los últimos acuerdos nacionales vimos diferencias en la manera en cómo querían relacionarse con el gobierno...

-Se ha buscado construir una caricatura del Frente Amplio como un bloque no dialogante. Pero el Frente Amplio, más allá de RD, ha estado siempre disponible a conversar. Cuando fuimos en marzo a dialogar con el gobierno fuimos como bloque frenteamplista, hoy decidimos ir como partido porque así se nos cursó la invitación y nos parece importante que se nos valore a cada uno dentro de su rol. Ahora, no perdemos la perspectiva de que somos una coalición, una casa común, que ha tenido por centro el fortalecimiento de la democracia en nuestro país y el fin de los privilegios.

Comenta