Casos diarios suben casi 50% en EE.UU. durante último mes

Una trabajadora electoral desinfecta una cabina de votación en Carolina del Norte.

Según The New York Times, el coronavirus se está propagando en todas las regiones, con el mayor número de casos en las áreas más rurales y el Medio Oeste.




Mientras la evolución de la pandemia en Europa “causa gran preocupación”, como afirmó este jueves la Organización Mundial de la Salud (OMS), la situación en Estados Unidos no es menos compleja. Según informó The New York Times, la ola otoñal del coronavirus ha alcanzado una nueva etapa peligrosa: el número de nuevos casos diarios ha aumentado casi un 50% en el país durante el último mes, aseguró el periódico.

La cantidad de nuevos casos de coronavirus en Estados Unidos está aumentando una vez más después de que el crecimiento se desaceleró a fines del verano (boreal). Si bien la geografía de la pandemia ahora se está desplazando hacia el Medio Oeste y hacia áreas más rurales, los casos tienen una tendencia ascendente en la mayoría de los estados, muchos de los cuales están estableciendo récords semanales para nuevos casos, destacó el Times.

En la misma línea, CNN aseguró que 21 estados han alcanzado su promedio máximo de siete días de nuevos casos de Covid-19 esta semana. Según la cadena, 35 estados están mostrando aumentos en los nuevos contagios superiores al 10% durante la última semana en comparación con la semana anterior.

Solo tres estados, Louisiana, Kentucky y Vermont, están mostrando disminuciones en casos nuevos superiores al 10% esta semana en comparación con la semana anterior. Los 12 estados restantes (Hawai, California, Texas, Alabama, Georgia, Carolina del Sur, Carolina del Norte, Maryland, Delaware, Nueva York, Massachusetts y Maine) se mantienen estables.

Hasta este jueves por la mañana, Estados Unidos tenía un promedio de 52.345 casos nuevos al día, un 16% más que la semana anterior, una tendencia que preocupa a los expertos en salud a medida que el país se acerca a los meses más fríos.

“Vamos en la dirección equivocada, y eso se refleja no solo en la cantidad de casos nuevos, sino también en la positividad de las pruebas y la cantidad de hospitalizaciones”, dijo Caitlin Rivers, epidemióloga de la Universidad Johns Hopkins. “Juntos, creo que estos tres indicadores dan una imagen muy clara de que estamos viendo un aumento de la transmisión en las comunidades de todo el país”, agregó la experta citada por The New York Times.

“Estamos partiendo de una meseta mucho más alta de lo que estábamos antes de la ola de verano”, dijo la Dra. Rivers. “Me preocupa que podamos ver incluso más casos durante el próximo peak que durante el verano”, insistió.

El Dr. Peter Hotez, profesor y decano de medicina tropical en el Baylor College of Medicine, también mostró su preocupación. “Esta es una señal muy siniestra. Creo que nos espera un otoño e invierno bastante malo”, dijo el especialista a CNN. “Este es el momento en que podríamos estar entrando en uno de los peores períodos de nuestra epidemia y uno de nuestros peores períodos en la salud pública estadounidense moderna”, señaló. “Estoy muy preocupado por la nación”.

El Dr. Anthony Fauci, el principal epidemiólogo del grupo de trabajo de la Casa Blanca sobre la crisis del coronavirus, se manifestó de similar forma. Ese tipo de propagación es “bastante preocupante”, dijo este jueves.

En general, el virus ha infectado a más de 8,2 millones de personas en EE.UU., mientras que más de 222.000 han muerto, una cifra que seguirá aumentando.

Un nuevo pronóstico conjunto publicado este jueves por los proyectos de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), entre 229.000 y 240.000 habrán fallecido para el 7 de noviembre.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.