Más nueva educación pública, no menos

17/06/2021 FOTOGRAFIAS AL MINISTRO DE EDUCACION RAUL FIGUEROA Mario Tellez / La Tercera




SEÑOR DIRECTOR

Con preocupación vemos el decreto del Ministerio de Educación que reduce de 15 a 6 los Servicios Locales de Educación Pública (SLEP) que entran en funcionamiento el año 2022. No hay duda de que esta es una de las reformas más importantes y complejas que ha debido enfrentar el Estado en las últimas décadas, pero también es una de las más significativas y urgentes.

Este retraso impacta directamente a miles de niñas, niños, jóvenes y familias que no pueden seguir esperando un giro radical en su educación. Cada nuevo SLEP es una oportunidad para abordar decididamente el fortalecimiento de la educación pública en nuestro país. Ciertamente, el proceso de instalación de los primeros 11 servicios no ha estado exento de desafíos, como es de esperar en un cambio de esta magnitud. El informe del Consejo de Evaluación es claro en la necesidad de abordar esta tarea como una política de Estado, para lo cual hace una serie de propuestas que es fundamental abordar para hacerse cargo de las limitaciones encontradas en la primera etapa. Ajustar la gradualidad de la puesta en marcha de los nuevos SLEP, por cierto, sin postergar el plazo final, solo tiene sentido si previamente se aseguran todos los apoyos y medidas necesarias para que esta decisión potencie el proceso.

Esto implica entregar urgentemente todos los recursos y disposiciones del Estado que sean necesarios para apoyar el trabajo de la Dirección de Educación Pública en la compleja labor que el país le ha entregado y, aprovechando el momento constituyente, que la nueva Constitución termine por consolidar el rol primordial de la educación pública para el desarrollo del país y sus habitantes.

Matías Reeves Vásquez

Presidente del Directorio

Fundación Educación 2020

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.