Pandemia desploma huelgas laborales: caen a su menor nivel en últimos 10 años

01 de Julio 2020 La Municipalidad de la Florida realiza Toma de Test Rapido para Coronavirus Covid 19 y examen PCR en Feria Libre Santa Amalia de la comuna. Foto : Andres Perez GENTE - VECINOS - PERSONAL MEDICO - PROCEDIMIENTO - CORONAVIRUS - COVID 19 - PANDEMIA - EMERGENCIA SANITARIA - CHILE

El último estudio del Observatorio de Huelgas Laborales de la Universidad Alberto Hurtado concluyó que el número de huelgas totales descendió casi un 50% entre 2019 y 2020, de 430 a 246. Asimismo, las huelgas que se produjeron en 2020 movilizaron al número más bajo de trabajadores en los últimos 30 años: 42.542.




El último informe anual de 2020 del Observatorio de Huelgas Laborales (OHL), iniciativa del Centro de Estudios del Conflicto y la Cohesión Social (COES) y de las Facultades de Economía y Negocios y de Ciencias Sociales de la Universidad Alberto Hurtado (UAH), destacó un profundo cambio en el mercado laboral producto de la pandemia.

El estudio concluyó que el número de huelgas totales en el país descendió casi un 50% entre 2019 y 2020, pasando de 430 a 246, y cayendo a su menor nivel en los últimos 10 años. Asimismo, se observó que las demandas por mejoras en las remuneraciones siguieron siendo la principal causa de las huelgas.

“Esta disminución puede asociarse a la retracción de la economía, pero también a las medidas que han tomado las empresas y el gobierno para enfrentar la crisis y garantizar el distanciamiento social. En línea con esta idea, el informe muestra que las ramas con mayor porcentaje de trabajadores suspendidos en virtud de la Ley de Protección de empleo son aquellas con un menor número de huelgas. Asimismo, los sectores con mayor conversión al teletrabajo son los que presentan una actividad huelguista menor”, sostuvo el informe.

Según el estudio, la pandemia de COVID-19 cambió sustancialmente el panorama laboral en el mundo. Pérdidas masivas de empleo, reducción de horas de trabajo, extensión del teletrabajo y crecimiento exponencial de formas de empleos atípicos como el trabajo de plataformas, son algunas de las tendencias observadas a nivel mundial. Pero el efecto sobre los trabajadores no ha sido parejo: la pandemia ha hecho evidente las desigualdades existentes en materia de recursos y capacidad de los Estados para hacer frente a las crisis económicas y asegurar condiciones mínimas para sus trabajadores. América Latina y el Caribe han sido una de las regiones más afectadas en esta contingencia, con una pérdida de más de 34 millones de empleos. En el caso particular de Chile, el PIB sufrió una contracción de 6% entre marzo y diciembre del 2020. A esto se sumó la suspensión de más de 800.000 contratos de trabajo durante el mismo año, posibilidad que el gobierno otorgó a las empresas a través de la promulgación de la llamada Ley de Protección al Empleo.

A su vez, el informe identificó nuevas expresiones de conflictividad en sectores emergentes, como el de las plataformas digitales de reparto. En esa línea, destacó que si bien estas plataformas fueron esenciales para la distribución de bienes y productos de primera necesidad durante la crisis, sus trabajadores siguen careciendo de derechos laborales mínimos. En diversos países del mundo, esto ha impulsado la organización de los trabajadores de plataformas.

El informe fue elaborado por los académicos de las facultades de Economía y Ciencias Sociales de la Universidad Alberto Hurtado: Francisca Gutiérrez, Rodrigo Medel y Pablo Pérez. Además de los estudiantes de doctorado Domingo Pérez y Diego Velásquez.

El ámbito de las huelgas extralegales se ha ido ampliando en los últimos años. En 2019 hubo 102 huelgas extralegales y en 2020 se registraron 144. Esto da cuenta -de acuerdo al informe- de la incapacidad de la legislación laboral de canalizar institucionalmente los conflictos laborales. Por otro lado, la pandemia no revirtió la tendencia observada en el último tiempo, asociada a una mayor duración de las huelgas legales. En efecto, en 2020 la duración de estas huelgas llegó a su mayor nivel desde que el OHL registra este dato. Por el contrario, la duración de las huelgas extralegales fue sensiblemente menor y se acortó durante el 2020.

El mismo informe consignó que el efecto de la pandemia en la actividad huelguista deberá seguir siendo estudiado en los próximos años y que en lo inmediato esta frenó el proceso de revitalización de la conflictividad laboral que comenzó el 2006 y que había sido destacado en los informes anteriores.

Sin embargo, se puntualiza que los cambios que está viviendo el país podrían incidir en la materia. “Es probable que el ciclo político de los próximos años -por ejemplo, la llegada de un nuevo gobierno y la aprobación de una nueva Constitución- esté acompañado de un aumento de la movilización social y laboral. De ser así, es posible que el país experimente transformaciones importantes en las reglas que hasta ahora rigen las relaciones entre empleadores y trabajadores, lo cual también podría generar cambios en los patrones y niveles de conflicto laboral del país”, consignó el estudio.

Huelgas en Chile

Menor cantidad de gente movilizada en 30 años

Para Rodrigo Medel, investigador del OHL y académico de la Facultad de Ciencias Sociales de la UAH, otro de los datos relevantes es que las huelgas que se produjeron en 2020 movilizaron a la menor cantidad de trabajadores en 30 años.

En 2020, las huelgas legales y extralegales movilizaron un total de 42.542 trabajadores. Se trata del número más bajo desde la vuelta de la democracia, considerando que en 1990 hubo 82.438 personas que participaron de este tipo de manifestaciones.

“La literatura señala que los trabajadores se tienden a replegar cuando las condiciones económicas son adversas y se despliegan en periodos de expansión. Ese repliegue fue general, pero más acentuado en huelgas extralegales. Podría acentuarse si la situación económica sigue siendo golpeada por la pandemia”, analizó el docente.

Según el informe, más allá de la diversidad de factores que puede estar condicionando este fenómeno, una hipótesis es que dicha baja responda a un peor escenario socioeconómico por la pandemia. “Esto estaría generando un repliegue de los trabajadores que corren más riesgo en sus movilizaciones, es decir, aquellos que se mueven sin el fuero de la negociación colectiva”, planteó.

“Así, en el 2020, los trabajadores comprometidos promedio de las huelgas extralegales decaen hacia sus niveles mínimos históricos desde el retorno a la democracia, mientras que las huelgas legales mantienen la tendencia histórica”, concluyó.

Por tamaño de empresa y razones de la huelga

De acuerdo al informe, en 2020, se confirmó la tendencia histórica según la cual la mayor parte de las huelgas ocurren en las grandes empresas (77%). No obstante, al igual que en 2019 y en comparación con el periodo 2010-2018, el último año se observó una reducción de la brecha entre las huelgas ocurridas en las micro y pequeñas empresas, (10,9%) y las que tuvieron lugar en las medianas empresas (11,8%).

En cuanto a los motivos por los que se produce una huelga, la gran mayoría se estructura en torno a demandas por remuneraciones. Si bien el año pasado se observó que durante el 2019 las huelgas basadas en demandas por remuneraciones habían disminuido ostensiblemente respecto a los años anteriores, dicha disminución coincidía con un crecimiento de las huelgas basadas en demandas por mejores condiciones de trabajo y especialmente por mejoras en la organización del trabajo (OHL 2020).

En cambio, ahora, dice el documento, se muestra una reversión, ya que el porcentaje de huelgas basadas en remuneraciones volvió a crecer fuerte, pasando de 44% en 2019 a 63% en 2020, mientras que el porcentaje de huelgas basadas en demandas por una mejor organización disminuyó de modo significativo (pasó del 30% en 2019 al 11% en 2020).

Por su parte, el porcentaje de huelgas basadas en demandas por mejores condiciones laborales aumentó al 18%, transformándose en el porcentaje más alto de este tipo de huelgas desde 2010. “Estos datos pueden ser el resultado de la pandemia y la crisis económica. Es probable que ambos fenómenos hayan aumentado la importancia relativa no sólo de la demanda por remuneraciones, sino que también por mejores condiciones de trabajo”, mencionó el informe.

Sobre la duración de las huelgas, las legales (del sector privado) tienden a durar mucho más que las huelgas extralegales, sean éstas del sector público o privado. Según el reporte, “es interesante notar que la brecha en la duración de las huelgas se ha incrementado desde mediados de la década pasada”. Así, en el 2020, las huelgas legales registraron una duración promedio de 12,4 días, el valor máximo de toda la serie. Por el contrario, en el 2020 la duración promedio de las huelgas extralegales del sector privado fue de sólo 1,8 días, uno de los promedios más bajos de toda la serie.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.