Isapres arriesgan $ 8 mil millones por costo de judicialización de prima Auge

Fallos de la Corte Suprema que rechazan el reajuste fijado para el período 2016-2019 abrirían nuevo conflicto legal para las firmas. Aseguradoras temen que tribunal mantenga criterio en las más de 40 mil causas presentadas, lo que implicaría cuantiosas costas.

Un nuevo flanco legal en el ya cuestionado modelo de readecuación de precios de las isapres se abrió esta semana, luego de que la Corte Suprema acogiera 14 recursos de protección por el alza de la prima Auge/Ges, ordenando congelar o reducir los valores fijados por las seis principales aseguradoras.

Esto hizo realidad el temor de la industria, que apostaba por que el máximo tribunal -repitiendo el criterio de 2013- aceptara el reajuste de precios calculado por las isapres para el período 2016-2019, que promedió un aumento del 39,4%.

La Corte, sin embargo, estimó que las primas de Banmédica, Colmena, Consalud, Cruz Blanca, Masvida y Vida Tres, son excesivas. Eso, en relación con la Prima Universal, que es el valor que calcula el Estado para el Auge/Ges de los usuarios de Fonasa, y que se fijó en 3,87 UF anuales para el mismo período.

Para ello, el tribunal tuvo a la vista que no se anexaron nuevas patologías al plan. Además, consideró un informe del Ministerio de Salud, que establece que las distintas isapres resultaron con excedentes de entre el 30% y el 60% del total recaudado por el Auge/Ges, entre 2013 y 2016.

Con estos antecedentes, los fallos resolvieron congelar la prima para Cruz Blanca, Colmena y Consalud, manteniéndoles los valores que rigieron en el período pasado. Mientras, a Banmédica, Vida Tres y Masvida, cuyos valores en el anterior reajuste fueron inferiores a la Prima Universal, el tribunal resolvió igualarlos en 3,8 UF (ver tabla).

Efectos

“Lo que está ocurriendo es una fijación de precios, porque las isapres van a tener que acercarse a la Prima Universal, es decir, será el Estado el que va a determinar la tarifa del Auge/Ges para el sector privado”, dijo Rafael Caviedes, presidente de la Asociación de Isapres, quien añade que “en este contexto, las isapres van a tener que participar del cálculo que hace el Estado, pues nunca hemos tenido la posibilidad de cuestionar sus informes y, sin control, esto se puede prestar para manejos políticos o presiones a los privados”.

A juicio de las aseguradoras, la Prima Universal no es equiparable con sus valores. También, rechazan la proporción de excedentes del Auge/Ges que, según el gobierno, habrían recaudado.

Desde Colmena aseguran que “los reajustes de precio Ges se realizaron en base a parámetros objetivos y técnicos y rechazamos cualquier afán de lucro ‘desmedido’, como sugiere la resolución. Consalud, por su parte, planteó que “se pretende que se resuelvan los problemas de salud con el estándar del sector privado, pero con los precios subvaluados del sector público. Esto conlleva a que la calidad con la cual el sistema privado entrega sus servicios no se pueda mantener”.

Costos

Junto al efecto que tendría el criterio de la Suprema para el próximo reajuste, correspondiente a 2019, el sector teme las repercusiones inmediatas, por concepto de judicialización. Eso, pues el año pasado, cuando se anunciaron los reajustes, las Cortes de Apelaciones recibieron casi 42 mil recursos

Así, si todas las causas fueran acogidas por el máximo tribunal, con costas promedio de $ 130 mil, esta judicialización costaría unos $5.615 millones, a los que se sumarían $2.600 millones que las firmas dejarían de percibir por el congelamiento de las primas. “Son consecuencias económicas importantes, pero lo más relevante es la incertidumbre que genera todo esto para el sector”, dijo Caviedes.

Para Manuel Inostroza, académico de la U. Andrés Bello, “el tribunal está enviando un mensaje al gobierno de turno de que hay que hacer una nueva tarificación. La industria y el gobierno tienen tiempo, de aquí al próximo reajuste de 2019, de hacer una reforma. Si no, se pone en una clara incertidumbre jurídica a la sustentabilidad del sector privado”.

Pedro Barría, abogado de usuarios de isapre, dijo que “hay que revisar en una nueva reforma cómo se calculará la prima Ges. El fallo está diciendo que el reajuste es arbitrario, así que hay que buscar un sistema objetivo”.

Mientras, las firmas de abogados Ganasalud, Alto Isapres, Alza Isapres y Me Subieron el Plan, tienen en total 3.700 recursos contra el reajuste de prima Auge que deben ser vistos por la Suprema. Ahora, todos esperan que el tribunal replique el último criterio.

Carlos Tagle, abogado de Me Subieron el Plan, dice que “el fallo nos da la razón en que no había justificación para un alza, pues no había nuevas coberturas. Me parece muy bien la línea del fallo, pero penoso que solo hayan recurrido 40 mil personas, porque el fallo es extensible solo para aquellos que reclamaron”.

#Tags


Seguir leyendo